Retraso menstrual

Causas del retraso menstrual

No hay nada que preocupe más a una mujer que tener un retraso de la menstruación si no está intentando quedarse embarazada. El retraso hace que la mujer se pregunte: ¿estaré embarazada?

El embarazo es lo primero que piensan las mujeres cuando se produce un retraso en la menstruación. Ahora bien, ¿es el embarazo la única causa del retraso menstrual? Éstas son algunas de las causas más comunes del retraso menstrual:

  1. Estrés
    El estrés puede afectar al cuerpo de una mujer y a su ciclo menstrual. A veces, un exceso de estrés conlleva la disminución de la cantidad de hormonas liberadoras de gonadotropina (GnRH) en el cuerpo, lo que interrumpe la ovulación o la menstruación. Hablar con el médico ginecólogo u obstétrico puede ayudar a saber qué hacer para relajarse y para que el ciclo se normalice.
    En ocasiones, puede que la paciente tenga que esperar un par de meses o más para que el ciclo vuelva a la normalidad.
    A veces las preocupaciones pueden provocar un retraso menstrual, incluyendo la preocupación de haberse quedado embarazada. En estos casos, se recomienda realizar una prueba de embarazo para tranquilizarse.
  1. Enfermedades
    Una enfermedad repentina o breve, así como una enfermedad de larga duración, puede provocar un retraso menstrual. Generalmente, este retraso es temporal. Si se sospecha que la causa del retraso es una enfermedad, el médico puede ofrecer una estimación sobre la vuelta a la normalidad del ciclo menstrual.
  1. Cambios en el horario de trabajo
    Los cambios en el horario de trabajo pueden alterar fuertemente el reloj biológico. Esto ocurre sobre todo si la persona que solía trabajar de día empieza a trabajar de noche o viceversa. Si los turnos de trabajo cambian continuamente y la paciente experimenta alteraciones en el ciclo menstrual, es mejor que realice turnos más estables y con menos cambios.
  1. Cambio de medicamentos
    Si la mujer cambia un medicamento y se produce retraso o ausencia de la menstruación, puede que ésta sea la causa. Se debe tratar con el médico ginecólogo u obstétrico este efecto secundario.
    Es bastante común con algunos tipos de píldora anticonceptiva.
  1. Tener sobrepeso
    La obesidad, o tener mucha grasa corporal, puede alterar los ciclos hormonales e incluso interrumpirlos. La mayoría de las mujeres vuelve a tener un ciclo menstrual y una fertilidad normales cuando pierde peso, aunque siga teniendo sobrepeso.
  1. Delgadez excesiva
    Si la mujer no dispone de la suficiente grasa corporal puede acarrear un ciclo menstrual irregular, y a veces la interrupción de la menstruación. Este fenómeno se conoce como amenorrea. Generalmente, el aumento de peso ayuda a que la mujer vuelva a tener la menstruación.
    Ésta es una de las causas más comunes de interrupción del ciclo menstrual en las mujeres que trabajan demasiado o que son atletas profesionales.
  1. Error de cálculo
    La duración del ciclo menstrual cambia de una mujer a otra. El ciclo menstrual suele durar como media 28 días, si bien no siempre es igual para todas las mujeres. Muchas veces, una mujer piensa que tiene un retraso de la menstruación, cuando en realidad se trata de un simple error de cálculo.
    En caso de ciclos menstruales irregulares, si se conoce cuando debe tener lugar la ovulación es posible calcular el momento de la menstruación, aproximadamente dos semanas después del inicio de la ovulación. Este método puede ayudar a controlar el ciclo menstrual.
  1. Premenopausia
    La premenopausia es la fase de transición entre la edad reproductiva y la edad no reproductiva de una mujer. En este período, las menstruaciones pueden ser más leves o abundantes, más o menos frecuentes. Si la mujer no desea quedarse embarazada debe seguir tomando la píldora anticonceptiva, ya que durante este tiempo puede que siga siendo fértil.
  1. Menopausia
    La menopausia es la fase de la vida de una mujer en la que no se produce ovulación ni, por lo tanto, tampoco menstruación. Una mujer puede llegar a la menopausia por causas naturales o a raíz de una operación quirúrgica como la histerectomía o la quimioterapia.
  1. Hipotiroidismo
    El hipotiroidismo puede provocar retrasos y otras alteraciones del ciclo menstrual. Las enfermedades de la tiroides pueden influir en la producción de una hormona denominada prolactina, que afecta al hipotálamo y puede interrumpir el ciclo menstrual normal.
  1. Clima
    Los cambios de estación, y sobre todo el calor, pueden provocar algunos días de retraso en la menstruación, por lo que se recomienda ser paciente y esperar la llegada de la regla.
  2. Embarazo
    ¡Por fin! El retraso de la menstruación también puede deberse a un embarazo.
    Por lo general, un simple test de embarazo permite determinar si el retraso se debe a la fecundación del óvulo. Las pruebas de embarazo que analizan la orina o la sangre detectan los niveles de la hormona HCG (hormona gonadotropina coriónica humana) producida por el embrión.

    En caso de resultado negativo al realizar el test de embarazo, se debe esperar una semana antes de volver a realizar la prueba. Si el segundo test de embarazo también es negativo o si la paciente está segura de la causa del retraso, debe acudir a un médico para un examen físico.

¿Qué hacer si el ciclo menstrual es irregular?

retraso-mentruaciones-estrogenos-progesterona
© Alila Medical Images – Fotolia.com

Tener un ciclo menstrual irregular quiere decir que la duración del ciclo puede variar.
También puede variar la cantidad de sangre que se pierde y la duración del sangrado. Las menstruaciones irregulares pueden tener su origen en varios factores y el tratamiento depende de la causa.
Algunos médicos organizan cursos de relajación o recomiendan un cambio de la píldora anticonceptiva. La mayoría de los médicos afirma que el uso a largo plazo de la píldora anticonceptiva para suprimir la menstruación es un método seguro, como demuestran varios estudios, si bien es algo que muchas mujeres desconocen.

La mayoría de los ciclos irregulares son benignos (normales).
En muchas ocasiones, la ausencia de ciclo menstrual o la presencia de ciclos demasiado seguidos, el sangrado (pérdidas hemáticas leves que manchan la ropa interior o la compresa), los coágulos de sangre y el sangrado tienen su origen en un desequilibrio hormonal. El médico puede tratar fácilmente estos problemas.
El salto de un ciclo es más común durante la premenopausia (período de tiempo en el que el cuerpo de la mujer empieza a entrar en menopausia).

La mayoría de las mujeres ha saltado un ciclo en alguna ocasión.
Esto puede ocurrir sin ningún motivo aparente, debido a un embarazo o por ansiedad o tensión.

La mayoría de los médicos no se preocupa si una mujer salta un ciclo (una o dos veces al año). Dependiendo de la edad de la mujer, las menstruaciones seguidas, la ausencia de menstruación o las alteraciones en la duración del ciclo menstrual pueden ser síntomas de que la mujer está en premenopausia o de que se ha producido un desequilibrio en las hormonas que regulan el ciclo menstrual.

El ciclo menstrual irregular y los retrasos de la menstruación pueden deberse a los siguientes factores:

Las alteraciones de los niveles hormonales pueden afectar al ciclo menstrual o a la fertilidad de una mujer. Por ejemplo, las adolescentes suelen tener un nivel de progesterona reducido o variable. Lo mismo ocurre en las mujeres que se acercan a la menopausia.
Ésta es la razón por la que las adolescentes y las mujeres mayores de 40 años pueden presentar sangrado menstrual abundante y un ciclo menstrual irregular.

Otros factores que pueden afectar al ciclo menstrual son, por ejemplo, la píldora anticonceptiva, la anorexia, el sobrepeso o una pérdida excesiva de peso. Del mismo modo, el estrés, las preocupaciones o un exceso de ejercicio físico también pueden alterar el ciclo menstrual. El embarazo es la causa más común de ausencia de la menstruación.
En ocasiones, los síntomas típicos de cada fase menstrual permiten identificar mejor en qué fase se encuentra la mujer. Por ejemplo:

  • El aumento en la producción de moco cervical y de la temperatura basal del cuerpo son síntomas típicos de la fase de la ovulación.
  • Los cólicos abdominales, la hinchazón del abdomen y el dolor en los senos y en los glúteos son síntomas propios de la fase premenstrual, especialmente tres días antes de que llegue la menstruación.

El retraso de la menstruación no tiene un límite máximo. En algunos casos, puede que incluso se salte una menstruación y no vuelva a aparecer durante 2-3 meses.

Retraso menstrual con la píldora anticonceptiva

Si a las mujeres que nunca olvidan tomarse la píldora no les llega la menstruación, es muy probable que estén embarazadas, aunque no presenten otros síntomas de embarazo.

De todas maneras, se recomienda no suspender la píldora y acudir inmediatamente a un médico.

Causas de un salto de ciclo mientras se toma la píldora

Existen varios motivos por los que una mujer puede saltar el ciclo menstrual mientras toma la píldora anticonceptiva. Aunque la píldora se utiliza para regular el ciclo menstrual, a veces no tiene resultado.
Entre las razones por las que no llega la menstruación se encuentran:

  • Suspensión de la píldora anticonceptiva
  • Cambio de píldora anticonceptiva
  • Aumento de las actividades físicas
  • Uso excesivo de la píldora
  • Menopausia o premenopausia
  • Ciertos medicamentos
  • Estrés

¿Es normal tener retrasos menstruales con la píldora anticonceptiva?

En realidad, muchas mujeres y muchos médicos han alterado y manipulado voluntariamente el ciclo menstrual de la mujer. Algunas mujeres piensan que si no tienen la menstruación todos los meses se acumulan las toxinas en el cuerpo, algo totalmente falso.
Tener un solo retraso de la menstruación no es peligroso, especialmente si la mujer acaba de empezar a tomarse la píldora, pues se trata de un intento de manipular el ciclo menstrual.
Es normal que el sangrado menstrual disminuya durante el primer mes de administración de la píldora.

Los estudios demuestran que el 91 % de las mujeres utiliza la píldora anticonceptiva para tener un ciclo menstrual más largo y poder así reducir el dolor de cabeza, el cansancio, los cólicos o la hinchazón, entre otros síntomas premenstruales. Los médicos pueden ayudar a que la mujer supere la menstruación y a que gestione las complicaciones asociadas y los síntomas menstruales graves.

Otros motivos por los cuales las mujeres tratan de manipular el ciclo menstrual mediante la píldora anticonceptiva son:

  • Fecha del matrimonio o de la luna de miel
  • Vacaciones
  • Trabajos exigentes
  • Otros problemas de salud relacionados con el ciclo menstrual

Las mujeres que desean saltarse una menstruación solo deben empezar una nueva caja de píldoras anticonceptivas durante la cuarta semana, en lugar de tomarse las pastillas inactivas.
Sin embargo, antes de hacerlo se recomienda que la mujer hable con su médico sobre su intención de saltarse una menstruación. El médico puede recomendarle una opción alternativa, como por ejemplo una inyección de Depo-Provera.
La Depo-Provera suspende la menstruación hasta 14 semanas después de inyección y se aplica al menos una vez cada 12 semanas.
Existen varias opciones para que la mujer pueda tener todos los meses la menstruación sin necesidad de utilizar la píldora anticonceptiva.

Además, las mujeres deben ser conscientes de que la píldora anticonceptiva no es 100 % eficaz y que, en caso de ausencia de menstruación, puede deberse a un embrazado natural.
Si la mujer deja de tomarse la píldora debe esperar entre tres y seis meses antes de volver a ovular y a menstruar regularmente.

    Este artículo contiene información general que no se sustituye al examen médico, no se puede utilizar para diagnosticar o establecer un tratamiento. Hable con su médico antes de seguir las instrucciones contenidas en el sitio.