Distensión muscular

La distensión muscular es una lesión muy común en los deportistas, pero puede afectar a todos, incluso a las personas sedentarias.
A nivel de fisiología del músculo, la distensión consiste en el estiramiento de las fibras musculares por encima del límite.

Es como tirar un resorte hasta que pierda la elasticidad y no logre volver a la posición inicial.

 

Los síntomas de la distensión muscular

Los síntomas de esta enfermedad son los siguientes:

  1. Hinchazón;
    Distensión muscular, músculo
  2. Inflamación con derrame de líquido;
  3. Dolores musculares;
  4. Hematoma a causa de la ruptura de los capilares, es muy pequeño y similar a un moretón, mientras que en el desgarro muscular es de mayor tamaño;
  5. Limitación de los movimientos;
  6. Reducción de la fuerza;
  7. Irradiación del dolor a los músculos y a las articulaciones cercanas;
  8. Rigidez muscular y tejidos duros.

La fiebre no es un síntoma de la distensión muscular.

Los músculos se encuentran en cada parte del cuerpo, por lo tanto, una distensión puede ocurrir en cualquier lugar. Algunas de las áreas del cuerpo son más afectadas:

  1. Espalda en la zona lumbosacra,
  2. Pecho,
  3. Muslo y pantorrilla.

Rara vez una distensión o un desgarro muscular ocurre en los niños, esta lesión suele ocurrir después de los 15 años.

 

Distensión en los músculos de la espalda lumbar o dorsal

Los síntomas de la distensión muscular en la espalda son:

  1. Rigidez muscular,
  2. Hinchazón,
  3. Espasmos o contracciones involuntarias en los músculos,
  4. Dolores punzantes en el área afectada,
  5. Ardor,
  6. Calor.

Los síntomas de la distensión muscular en el pecho:
Un músculo estirado en el pecho presenta signos en las primeras 24 horas:

  1. Tendones hinchados,
  2. Inflamación del músculo,
  3. Dolor inmediato o se manifiesta en las primeras 6-8 horas,
  4. Molestia en los movimientos.

 

Distensión muscular del muslo y de la pierna

El muslo tiene muchos músculos que trabajan en la carrera y en los esfuerzos físicos, esto predispone esta área a las distensiones musculares.
Los futbolistas pueden sufrir de distensión del aductor (en la parte interna del muslo), pero por lo general los músculos más afectados son el cuádriceps femoral (especialmente cerca de la ingle) y el bíceps femoral (en la parte posterior del muslo).
El bíceps femoral está en el grupo de los isquiotibiales, es decir, los flexores de la rodilla que se encuentran en la parte posterior del muslo.
Se puede estirar en caso de patada violenta, sobre todo si el atleta no ha hecho un calentamiento muscular suficiente .

Los síntomas son los siguientes:

  1. Hinchazón,
  2. Dolor muscular,
  3. Pérdida de la fuerza muscular,
  4. Moretones,
  5. Rigidez de la estructura muscular.

El músculo de la pantorrilla se pone rígido y duele al caminar, bajando y subiendo las escaleras.
Los síntomas empeoran cuando se ignora la molestia.
Los pacientes con una pantorrilla muy grande son propensos a desgarros y distensiones, en clínica se ven a personas que tienen este tipo de lesión durante un simple paseo.

 

Distensión muscular en el cuello y en los hombros

La distensión del músculo trapecio
El trapecio es un músculo grande que conecta el cuello, el hombro y la parte superior de la espalda.
El músculo se extiende de la base del cuello a la espalda , hasta los hombros. El trapecio está formado por dos haces musculares triangulares que forman un diamante (o un trapecio).

Causas y síntomas
Este músculo se puede estirar si los tendones y los ligamentos se “irritan” a causa de accidentes o lesiones. El músculo se daña cuando sufre esfuerzos repetidos que causan micro-desgarros de los ligamentos.
Este músculo presenta a menudo contracturas, especialmente en el lado izquierdo.

El estiramiento del trapecio puede ser la consecuencia de una postura incorrecta mantenida en el tiempo.
Las personas que trabajan durante horas delante un ordenador a menudo sufren de esta enfermedad.
Durante un latigazo cervical la cabeza se mueve adelante y atrás muy rápidamente: el movimiento podría provocar la distensión; también levantar objetos pesados y llevar una mochila (bolsa) pesada puede causar este problema.
Hay que prestar atención a la postura durante el sueño.
Muchas personas duermen en una posición incorrecta o usan almohadas muy mullidas.
Estos hábitos causan el dolor en los músculos del cuello y de los hombros.

 

Distensión muscular en el pecho

La distensión del músculo pectoral mayor puede causar mucho malestar y podría limitar los movimientos.
Los músculos del pecho son algunos de los músculos más fuertes del cuerpo y se estiran cuando se usan en exceso. Para evitar estas molestias se toman algunas precauciones como alternar descanso y actividad física, evitar también los ejercicios que ponen estas estructuras bajo estrés. Una sobrecarga prolongada de los músculos pectorales, o una lesión provoca la laceración (desgarro) de estas estructuras musculares.

Los atletas que practican culturismo y toman los esteroides anabólicos corren el riesgo de distensión y de desgarro de los músculos pectorales más que los otros.

 

Distensión de los músculos del brazo

El único músculo estirado en el brazo que se observa en los pacientes es el bíceps braquial.
Puede ocurrir en caso de esfuerzo, pero sobre todo después de un movimiento violento, por ejemplo un puño durante un encuentro de boxeo.
El tríceps y los músculos del antebrazo normalmente no sufren este tipo de lesión .

 

La distensión muscular de los abdominales

La pared abdominal se compone de muchos músculos. Las estructuras musculares abdominales desempeñan algunas funciones corporales muy importantes:

  • Sostienen el tronco,
  • Estabilizan la pelvis,
  • Estabilizan el torso durante la posición erecta y en el camino,
  • Realizan la torsión del tronco.

Causas
La principal causa de la distensión de los músculos abdominales es el esfuerzo excesivo que realizan en ciertas situaciones.
Esto ocurre en el caso de movimientos bruscos y violentos del tronco o de las piernas.
Con frecuencia, esta enfermedad se produce al levantar, empujar o tirar objetos pesados o cuando se practican deportes competitivos como el estilo de pecho en la natación, el patinaje, el hockey, el fútbol, etc. Una persona obesa que realiza ejercicios después de un largo período de inactividad puede tener una distensión.
En estos sujetos, incluso pequeñas contracciones que se producen durante la tos, un estornudo o al reír pueden causar la distensión de los músculos abdominales.

 

Distensión muscular, espalda, hombro

La distensión muscular en la espalda

La gente piensa que la distensión muscular es una de las causas más comunes de dolor de espalda, en realidad la contractura de los músculos es mucho más frecuente.
La distensión de las estructuras musculares de la espalda se describe como un dolor muy fuerte y una sensación de tensión muscular. A menudo, esta etapa es muy dolorosa y limita el rango de movimiento de la columna.
Si la distensión se produce en el lado izquierdo, el paciente no es capaz de inclinar lateralmente la columna hacia la derecha.
En caso de lesión en el lado derecho, el individuo no logra doblarse hacia la izquierda.
En raras ocasiones el paciente tiene una distensión en la nalga.
En la mayoría de los casos, el paciente realiza las actividades diarias; si el desgarro es muy grave, la persona podría tener dificultades en las tareas más simples como levantarse de la cama.

Causas
Hay muchas causas que provocan una distensión muscular en la espalda. Cuando los músculos están en una posición fija durante un largo periodo se esfuerzan y comienzan a doler. Esto ocurre porque los músculos sostienen todo el peso del cuerpo durante mucho tiempo. La postura incorrecta obliga los músculos de la espalda a trabajar más, los músculos se esfuerzan en exceso.

El uso excesivo de los músculos de la espalda para llevar a cabo algunos movimientos repetitivos los puede estirar. Realizar ejercicios que cansan la columna dorsolumbar puede causar una distensión muscular.
Esto también ocurre cuando se cambia de posición con demasiada rapidez.
A menudo, los músculos de la espalda se sobrecargan a causa de técnicas incorrectas de levantamiento de pesas o si se mueven objetos demasiado pesados.
Una caída o una rara torsión del tronco pueden causar una distensión de la zona lumbar o dorsal.

Síntomas
El síntoma principal es un fuerte dolor de espalda a nivel de los músculos lesionados.
En algunos casos, el dolor es constante mientras que en otros se siente molestia especialmente cuando la espalda se encuentra en una posición particular.
Cuando ocurre un problema muscular,se desarrolla una inflamación y se siente calor y ardor. El área afectada es caliente al tacto.
Esto ocurre porque aumenta el flujo sanguíneo en la zona de la distensión.

 

¿Cómo reconocer la distensión muscular? El diagnóstico

El examen que logra distinguir la distensión del desgarro y de la contractura muscular es la ecografía músculo esquelética.

 

¿Qué hacer? El tratamiento de la distensión muscular

Medicamentos
En el caso en que la hinchazón y el dolor sean graves, se pueden tomar los fármacos antiinflamatorios no esteroideos (AINE) como la aspirina (ácido acetilsalicílico) y el ibuprofeno (Neobrufen). Muchos de estos principios activos causan efectos secundarios como el dolor de estómago y la úlcera gástrica.
Se aconseja consultar a un médico antes de tomar cualquier medicamento.
Alternativamente, se puede extender pomadas como Fastum Gel (Ketoprofeno) y Voltaren emulgel ® (Diclofenaco).
Para relajar los músculos se puede tomar el Tiocolchicósido (Adalgur), aunque muchas personas desarrollan la diarrea a causa de este medicamento.

Terapia de masaje, masaje, músculos

Fisioterapia
Entre los tratamientos más eficaces y más rápidos se encuentra sin duda la Tecarterapia, es decir un tratamiento basado en el pasaje de una pequeña corriente eléctrica capaz de estimular la absorción del líquido inflamatorio y la relajación de las fibras musculares.
Antes de la invención de la Tecar, se realizaba la Terapia con Láser y el ultrasonido juntos que tienen excelentes resultados.
La terapia de masaje puede tener los mismos resultados que los tratamientos instrumentales, pero la presión de las manos del fisioterapeuta puede causar mucho dolor al paciente.
El estiramiento está contraindicado mientras el paciente siente molestia en el músculo, porque puede agravar la distensión.

 

Remedios naturales para la distensión muscular

Los remedios homeopáticos como una crema a base de árnica son una opción con menos efectos secundarios.

Compresas a base de hierbas
Se envuelve el músculo con algunas hierbas terapéuticas. Como alternativa se debería extender una pasta hecha de aceites esenciales en la zona afectada para mejorar la circulación y para una recuperación más rápida. La cultura asiática indica este remedio para una ligera distensión desde hace siglos.

Descanso
El descanso es la etapa crucial del tratamiento. Se debe interrumpir inmediatamente la actividad que causa el dolor. Se debería evitar la realización de ejercicios y preservar la parte dolorosa en los siguientes 2 o 3 días. Por último se pueden reanudar lentamente todas las actividades.

Elevación, mantener la extremidad levantada
Se aconseja mantener elevada la extremidad afectada durante este periodo. Mantener el brazo o la pierna elevada ayuda a drenar el exceso de líquido.
El efecto de la gravedad mejora la hinchazón y el dolor muscular.
Se puede colocar la extremidad sobre almohadillas.
En el caso en que haya un problema en un músculo en la espalda o en el cuello, la posición acostada con el vientre hacia abajo es la mejor.

Compresión
Envolver la extremidad afectada con una venda elástica ayuda a reducir la hinchazón. Esto aumenta la resistencia elástica, favorece la reabsorción del líquido y reduce el movimiento. Esto asegura que el músculo descanse y no se someta a esfuerzos innecesarios.

 

¿Hielo o calor para la distensión muscular?

Cuándo aplicar el hielo
El hielo se debe aplicar tan pronto como sea posible. La baja temperatura del hielo ralentiza el flujo sanguíneo en la zona lesionada.

Este tratamiento previene la hinchazón porque provoca una vasoconstricción.
El hielo “adormece” los nervios y reduce la sensación de dolor. No se debe aplicar el hielo directamente sobre la piel porque puede causar una quemadura que dura muchos días.
El hielo se aplica durante 20 minutos a intervalos de 2 horas. Este tratamiento se puede realizar el primer día.

Cuándo aplicar el calor
Después del primer día hay que utilizar una fuente de calor en el músculo.
En las primeras etapas las bolsas de hielo ralentizan el flujo de sangre, luego, el calor provoca un aumento del flujo sanguíneo en el músculo afectado.
Este mecanismo evita los espasmos musculares, favorece la relajación del músculo y el metabolismo celular.
El calor se debería aplicar durante 20 minutos, al menos una vez al día.
Los que siguen aplicando el hielo después de 24 horas de la lesión ralentizan la curación porque el frío congela la actividad celular.

 

¿Cuánto tiempo dura una distensión muscular?

La duración es variable, con los tratamientos adecuados el tiempo de recuperación es de aproximadamente una semana, pero sin el tratamiento el dolor puede persistir más de un mes.

    Artículos Relacionados Este artículo contiene información general que no se sustituye al examen médico, no se puede utilizar para diagnosticar o establecer un tratamiento. Hable con su médico antes de seguir las instrucciones contenidas en el sitio.