Tinea corporis o herpes circinado

La tinea corporis (o herpes circinado) es una infección superficial provocada por algunos hongos denominados dermatofitos.

Esta micosis se caracteriza por lesiones cutáneas inflamatorias y no inflamatorias.
Puede afectar a cualquier zona de la piel excepto al cuero cabelludo, la ingle, las palmas de las manos y las plantas de los pies.


La dermatofitosis puede presentar diferentes características clínicas dependiendo de la localización anatómica y de los microorganismos implicados. Entre las enfermedades se incluyen:

  • Tiña de la cabeza
  • Tiña fávica (el favus es una infección producida por el hongo Trichophyton schoenleinii)
  • Tiña del cuerpo (tiña de la piel glabra)
  • Tiña imbricada (producida por un hongo de la piel llamado Trichophyton concentricum)
  • Tinea cruris (tiña de la zona inguinal)
  • Tinea unguium u onicomicosis (tiña ungueal)
  • Tinea pedis (tiña de los pies o pie de atleta)
  • Tinea barbae (tiña de la barba)
  • Tinea manuum – manus (tiña de las manos)

Existen diferentes especies de dermatofitos en el mundo que pueden provocar el herpes circinado.
En Nueva Zelanda, el hongo Trichophyton rubrum es la causa más frecuente.
La infección suele originarse en los pies (tinea pedis) o en las uñas (tinea unguium). El hongo Microsporum canis tiene su origen en gatos y perros, mientras que el hongo Trichophyton verrucosum proviene de los animales de granja.

 

¿Cómo se manifiesta la tiña del cuerpo?

La tiña del cuerpo puede ser aguda (aparición repentina y propagación rápida) o crónica (extensión lenta de una erupción cutánea leve y ligeramente inflamada).
Suele afectar a las zonas expuestas, pero también puede propagarse por otras áreas infectadas.

La tiña corporal aguda se manifiesta a través de manchas rojas, inflamadas y con picor. Puede provocar también la formación de pústulas. Suele tener su origen en la infección por un hongo que afecta a los animales (zoófilo).

La tiña corporal crónica tiende a aparecer en los pliegues del cuerpo (producida por tinea cruris).
Si la enfermedad se propaga, es más difícil de tratar y es probable que reaparezca.
Probablemente, esto se debe a la disminución de la resistencia natural de la piel a los hongos.

El término tiña se refiere a la formación de una mancha roja, escamosa y de forma redonda u ovalada.
Con frecuencia, la piel del interior de la placa está sana.
A veces aparece una mancha en forma de anillo dentro de un anillo ya existente.

 

Signos y síntomas de la tiña

Los síntomas, el historial clínico y los viajes internacionales recientes son datos relevantes para el diagnóstico de la tiña corporal.
Los pacientes infectados pueden presentar síntomas variables:

  • Algunos pueden ser asintomáticos;
  • Una mancha anular que provoca picor es característica de una infección asintomática;
  • A veces los pacientes pueden experimentar una sensación de ardor en la piel;
  • Entre los síntomas también se encuentra la pérdida de cabello;
  • Las personas VIH positivas o inmunocomprometidas pueden experimentar dolor o picor intenso.

Algunas variantes clínicas se describen mediante síntomas diferentes.

  1. El granuloma de Majocchi, generalmente provocado por T. Rubrum, es una infección fúngica que afecta al pelo, los folículos pilosos y la piel circundante y aparece junto a una reacción granulomatosa. El granuloma de Majocchi aparece con frecuencia en mujeres que se afeitan las piernas.
  2. La tinea corporis gladiatorum es una infección del dermatofito transmitida por el contacto de piel entre luchadores.
  3. La tinea imbricada es una forma de tiña corporal que se manifiesta principalmente en el Sudeste Asiático, América Central y América del Sur. Tiene su origen en el hongo Trichophyton concentricum.
  4. La tiña incógnita es una variante de la tiña del cuerpo que se manifiesta de una manera diferente debido al tratamiento con corticoides (medicamentos a base de cortisona).
  5. La tiña negra es una dermatomicosis superficial poco común provocada por el hongo Phaeoannellomyces werneckii. Se manifiesta a través de máculas hiperpigmentadas y suele afectar a las palmas de las manos.

 

Signos de la tiña corporal

La tiña corporal puede manifestarse de diferentes maneras.
Generalmente, la lesión se presenta como una placa eritematosa y escamosa que puede empeorar y crecer rápidamente.
Tras la resolución central, la lesión puede asumir una forma anular.
Como resultado de la inflamación, pueden aparecer escamas, costras, pápulas, vesículas y ampollas, especialmente en el borde de la lesión.
En raras ocasiones, la tiña corporal puede provocar máculas purpúricas.
Un informe describe dos casos de tinea corporis purpúrica provocados por la autoinoculación de Trichophyton violaceum.
Las infecciones por dermatofitos zoofílicos o geofílicos pueden provocar una respuesta inflamatoria más intensa que la provocada por microbios antropofílicos.

  • Los pacientes con VIH o inmunocomprometidos presentan a menudo síntomas atípicos, como por ejemplo abscesos profundos o una infección extendida de la piel.
  • El granuloma de Majocchi se manifiesta a través de nódulos granulomatosos perifoliculares, que suelen aparecer en puntos diferentes de las piernas de las mujeres (generalmente en los dos tercios inferiores de la pierna).
  • La tinea corporis gladiatorum suele aparecer en la cabeza, el cuello y los brazos. Se forma en las zonas de contacto de la piel durante la lucha.
  • La tiña imbricada se reconoce clínicamente por sus escamas distintivas dispuestas en anillos concéntricos.
  • La pitiriasis amiantácea es una enfermedad en la cual se produce una descamación excesiva del cuero cabelludo. Las escamas gruesas de color plateado o amarillento rodean los folículos pilosos y aglutinan mechones de cabellos. Las escamas pueden parecer amianto, de ahí el término amiantácea.
  • La tiña facial es una enfermedad que provoca manchas en la cara, las pestañas y las cejas.

 

Causas de la tiña

Los hongos son gérmenes que pueden vivir en el tejido muerto del cabello, de las uñas y de las capas externas de la piel.
La tiña corporal tiene su origen en hongos similares al moho denominados dermatofitos.
Aunque es frecuente en los niños, la tiña corporal puede aparecer en personas de cualquier edad.

La tiña corporal puede originarse por el contacto con objetos inanimados, animales o seres humanos infectados.
La causa puede ser una exposición profesional (por ejemplo en una granja, zoo, laboratorio veterinario, etc), ambiental (como por ejemplo la jardinería, el contacto con animales) o de ocio (por ejemplo deportes de contacto, instalaciones deportivas).

Los hongos crecen en ambientes cálidos y húmedos.
Es más probable contraer una infección por tiña si:

  • La piel se mantiene húmeda durante mucho tiempo (por ejemplo en caso de sudoración)
  • La piel es delgada y presenta lesiones cutáneas producidas por arañazos
  • La higiene personal es escasa (duchas o baños y champús poco frecuentes)
  • Permanece en contacto directo con otras personas (por ejemplo al practicar deportes tales como la lucha libre)

La tiña corporal puede propagarse fácilmente.
Se puede contraer al entrar en contacto directo con alguien que padece tricofitosis.
Es posible contraer la enfermedad a través del contacto con objetos contaminados por hongos, como por ejemplo:

  1. Ropa
  2. Peine
  3. Superficie de la piscina
  4. Plato y azulejos de la ducha

La tiña también se puede propagar por medio de animales domésticos. Los gatos son portadores comunes.

 

tinea corporis, mancha, roja, anular.¿Cómo se diagnostica la tiña?

Si el médico sospecha que el paciente tiene tiña, examina la piel y lleva a cabo pruebas para descartar otras enfermedades de la piel no provocadas por hongos.
Por lo general, basta con realizar un examen de la piel para diagnosticar la tiña.
El médico puede raspar la zona de piel afectada y examinar las escamas bajo un microscopio en busca de hongos.
Se puede enviar una muestra al laboratorio para confirmar el diagnóstico.
El laboratorio puede realizar un cultivo para comprobar si el hongo crece.

Diagnóstico diferencial

Enfermedades no fúngicas similares a la tiña corporal:

Tratamiento y remedios caseros para la tiña

Mantener la piel limpia y seca.
Utilizar cremas para tratar las infecciones fúngicas.

  1. Las cremas de miconazol, clotrimazol (Canesten) o ketoconazol suelen ser eficaces para el tratamiento de la tiña.
  2. Algunas de estas cremas se encuentran disponibles sin receta médica, o bien el médico puede recetarlas.

Para utilizar estos medicamentos se debe:

  1. Lavar y secar la zona.
  2. Aplicar la pomada desde el exterior de la erupción cutánea hacia el centro. Asegurarse de lavar y secar las manos después de la aplicación.
  3. Utilizar la crema dos veces al día durante 7-10 días.
  4. No vendar la zona afectada por tiña.

En raras ocasiones se puede requerir un medicamento oral si la infección es muy grave.
Un niño con tiña puede volver a la escuela una vez que comienza el tratamiento.

 

Remedios naturales para la tiña

Existen varios remedios naturales para el tratamiento de la tiña de los pies, como por ejemplo:

  1. Aceite del árbol de té
  2. Extracto de semilla de pomelo
  3. Gel de áloe vera

Otros tipos de tiñaTinea corporis o herpes circinado

Tiña versicolor

El hongo Pityrosporum ovale es un tipo de levadura que se encuentra en la superficie de la piel.
No suele provocar problemas de salud.
Sin embargo, a veces esta levadura comienza a crecer de forma incontrolada y afecta a la pigmentación (es decir, el color natural) de la piel.
Cuando esto sucede, es posible que aparezcan manchas de piel más clara o más oscuras.
Esta enfermedad se conoce como tiña versicolor o pitiriasis versicolor.

Signos y síntomas de la tiña versicolor
El efecto blanqueador de la levadura provoca la formación de zonas de piel de color diferente (despigmentación).
Estas zonas pueden presentarse en forma de manchas o puntos aislados.
Las manchas pueden ser de color blanco, rosa, rojo o marrón. Pueden ser más claras o más oscuras con respecto a la piel circundante.
Las manchas no se broncean como el resto de la piel y pueden aparecer en cualquier parte del cuerpo, aunque son más frecuentes en el cuello, pecho, espalda y brazos.

Tinea unguium
La tinea unguium suele tener su origen en el hongo Trichophyton rubrum.
No debe confundirse con otras causas de onicomicosis, como por ejemplo:

  1. Un tipo de cándida albicans que provoca a menudo paroniquia (inflamación de la parte proximal de la uña).
  2. Mohos, entre los que se encuentran Scopulariopsis brevicaulis, Fusarium spp., Aspergillus spp., Alternaria, etc.

Puede manifestarse de diferentes formas:

  1. Onicomicosis lateral. Una línea opaca de color blanco o amarillo aparece a un lado de la uña.
  2. Hiperqueratosis subungueal. La descamación se produce debajo de la uña.
  3. Onicolisis distal. El extremo de la uña se levanta. El borde libre a menudo se desmorona.
  4. Onicomicosis superficial blanca. En la parte superior de la uña aparecen manchas blancas hundidas.
  5. Onicomicosis proximal. Aparecen manchas de color amarillo en la lúnula (base de la uña).
  6. Destrucción completa de la uña.

Tiña de la cabeza

La tinea capitis tiene su origen en hongos de la especie Trichophyton (tinea tricofítica) y Microsporum (tinea microspórica). La tinea capitis es la infección pediátrica por dermatofitos más frecuente en todo el mundo.
La tinea capitis es una enfermedad provocada por una infección fúngica superficial de la piel en el cuero cabelludo, cejas y pestañas.
Las zonas más afectadas son los folículos pilosos.
La enfermedad se considera una forma de micosis superficial o dermatofitosis. Se utilizan varios sinónimos, entre ellos tiña del cuero cabelludo.

La tinea capitis no suele afectar a los adultos.
En Nueva Zelanda, M. Canis es el hongo dermatofito más frecuente responsable de la tiña de la cabeza.
Este hongo es zoofílico, es decir crece de forma natural en los animales.
La tinea capitis por M. Canis se origina por el contacto con un gato infectado, raramente con un perro o un gato viejo.
Existen otros hongos zoofílicos que pueden ser responsables de la tiña, como por ejemplo:

  1. T. verrucosum (de bovino)
  2. T. mentagrophytes var. equinum (de caballos)
  3. M. nanum (de cerdos)
  4. M. distortum (una variante de M. canis que se encuentra en gatos)

Este hongo se transmite de una persona a otra de forma natural.
No suele provocar síntomas y afecta a los adultos.

¿Qué es la tinea cruris?

La tinea cruris es una infección micótica de la ingle.
En la piel se alojan numerosos tipos de hongos denominados dermatofitos.
Por lo general, las personas no saben que tienen una infección por hongos.
Si las condiciones son adecuadas (calor y humedad), los hongos se multiplican rápidamente.
Es en este momento cuando la tinea cruris se manifiesta a través de picor intenso y ardor en la ingle.
Esta enfermedad es más frecuente en hombres y adolescentes varones.
La tinea cruris también se conoce como tiña inguinal, pero no afecta al escroto.
Este término es inapropiado, ya que la tiña no es responsable de esta infección.
En general, la tinea cruris no se considera una enfermedad grave.
Un tratamiento temprano reduce los síntomas y evita la propagación de la infección.