Síndrome de Ménière – tratamiento, dieta y remedios naturales

Actualmente no existe un tratamiento definitivo, pero el 85% de los pacientes con la enfermedad de Ménière consigue reducir los síntomas por medio de:

  1. Cambios en el estilo de vida y en la alimentación
  2. Tratamientos médicos como la infiltración intratimpánica de corticoides o gentamicina
  3. Procedimientos quirúrgicos mínimamente invasivos como la descompresión del saco endolinfático

ÍNDICE

  • Desarrollo (fisiopatología)
  • Causas
  • Factores de riesgo
  • Signos y síntomas
  • Diagnóstico
  • Exámenes
  • ¿Qué hacer? El tratamiento
  • Dieta y alimentación
  • ¿Cuánto dura?

La neurotomía vestibular tiene una excelente tasa de éxito para reducir el vértigo y se puede realizar en los pacientes con una buena audición, si los otros tratamientos no han funcionado.

La laberintectomía es la última opción terapéutica y se considera adecuada en los pacientes con un problema unilateral y sordera (Sajjadi H – Department of Otolaryngology Head and Neck Surgery, Stanford University Medical Center, San Jose, CA 95124, USA).

 

¿Qué hacer? ¿Cuál es el tratamiento para el síndrome de Ménière?

El síndrome de Ménière aún no tiene cura, pero el médico puede sugerir los siguientes tratamientos

Medicamentos: el síntoma más discapacitante de un ataque del síndrome de Ménière es el mareo.
El tratamiento con medicamentos puede aliviar el mareo y reducir el tiempo que dura el ataque.

El médico puede prescribir:

  1. Antihistamínico como Meclizine o Apogrip (por vía intravenosa)
  2. Benzodiazepinas como el Diazepam (que se debe evitar durante el embarazo) y el Lorazepam
  3. Medicamento para el mareo, por ejemplo la betahistina (Aurobindo)

Terapia cognitivo conductual: la terapia cognitiva es un tipo de psicoterapia que ayuda a las personas a interpretar y reaccionar ante experiencias de vida específicas.
Esta terapia cognitiva ayuda a algunas personas a enfrentar mejor los ataques inesperados del síndrome de Ménière y reduce la ansiedad de las crisis que puedan presentarse en el futuro.

Inyecciones – entre los tratamientos para el síndrome de Ménière, la inyección del antibiótico gentamicina en el oído medio puede curar el mareo, pero aumenta significativamente el riesgo de pérdida de la audición, porque la gentamicina puede dañar las células ciliadas del oído interno que sirven para percibir las señales sonoras.

Algunos médicos inyectan los corticoides en lugar de la gentamicina (por ejemplo, el Dr. La Torre), en el oído medio: a menudo reduce el mareo y no presenta ningún riesgo de pérdida de la audición.
El médico puede inyectar diuréticos osmóticos (por ejemplo el glicerol o el manitol) directamente en la vena para drenar el líquido del laberinto.

Dispositivos de ayuda
Los audífonos pueden ayudar a escuchar mejor.
En los casos severos, el médico puede recetar un implante coclear.

Tratamiento con pulsos de presión (Meniett) – la Food and Drug Administration (FDA) de los Estados Unidos ha aprobado recientemente un dispositivo para el síndrome de Ménière, que se inserta en el oído externo y envía impulsos de presión de aire intermitentes en el oído medio. Al parecer, estos impulsos de presión tienen un efecto en el líquido endolinfático para prevenir el mareo.

Cirugía: raramente se recomienda, únicamente si todos los demás tratamientos no han curado el mareo al cabo de 6 meses de tratamiento.

Descompresión del saco endolinfático
Este procedimiento puede disminuir la presión endolinfática al eliminar el hueso petroso que contiene el saco endolinfático.
Esto permite la expansión del saco y, por lo tanto, reduce la presión.
Además, algunos cirujanos insertan una válvula entre el espacio endolinfático y el espacio mastoideo o subaracnoideo para reducir aún más la presión.

Sección  del nervio vestibular
Seccionar el nervio vestibular puede ser la solución definitiva para los pacientes que no han perdido la audición en el oído afectado.
Después de la cirugía, se requiere una hospitalización de aproximadamente 3-5 días.
Para adaptarse a la pérdida del nervio generalmente son necesarias varias semanas o meses.
Durante este período, la rehabilitación vestibular puede ser beneficiosa.

Laberintectomía
La laberintectomía tiene una alta tasa de curación (> 95%) y es útil en los pacientes sordos en el lado afectado.
La laberintectomía implica la extirpación de los órganos del oído interno afectado, pero no hay que penetrar a través de la cavidad craneal; por lo tanto, es menos complejo que el corte del nervio vestibular.

 

Medicina alternativa y remedios naturales para el síndrome de Ménière

Apesar de que los científicos han estudiado la eficacia de algunos tratamientos médicos alternativos para el síndrome de Ménière leve, todavía no hay evidencia para probar la eficacia de tratamientos, como:

  • Acupuntura
  • Digitopresión
  • Tai Chi
  • Suplementos a base de hierbas como el gingko biloba
  • Niacina
  • Raíz de jengibre

Es importante informar al médico cuando se utilizan tratamientos alternativos para esta enfermedad, ya que influyen en la eficacia o en la seguridad de los medicamentos convencionales.

La fisioterapia puede ser útil:

  • Para recuperar el equilibrio
  • Para adaptar el entorno doméstico a los problemas del paciente

 

Dieta y alimentación para el síndrome de Ménière

El propósito de esta dieta es limitar el consumo de alimentos que afectan el nivel de líquidos en el oído.
Hay algunos alimentos que contienen grandes cantidades de sal y azúcar y aumentan el nivel de los líquidos en el oído.
Algunos estudios han demostrado que una dieta baja en sodio (con poca sal) ayuda a reducir la gravedad de los síntomas de manera significativa.

La siguiente es una lista de alimentos que hay que evitar para aquellos que sufren del síndrome de Ménière:

  • Alimentos que contienen sal, como las patatas fritas y otros
  • Alimentos procesados, ricos en conservantes o enlatados
  • Encurtidos, salsa de soja y alimentos que contienen glutamato monosódico
  • Carnes conservadas
  • Alimentos que contienen grandes cantidades de azúcar como los dulces, los helados, los chocolates, etc.
  • Cafeína y chocolate desencadenan los síntomas de esta enfermedad y pueden inducir una migraña

La dieta para el síndrome de Ménière debe consistir en frutas frescas y verduras, patatas, nueces y otros alimentos saludables y frescos. También son beneficiosos el té verde, las infusiones y los jugos de fruta fresca.

Cuando una persona sigue la dieta para el síndrome de Ménière, debe recordar que es muy importante comer las mismas cantidades de comida a la misma hora todos los días.

Como siempre, es esencial consultar al médico antes de cambiar la dieta diaria. Además es importante dejar de fumar y de beber alcohol para mejorar y para que el tratamiento de este síndrome sea más eficaz.

 

¿Cuánto tiempo dura la enfermedad de Ménière?

Es muy difícil prever la duración y la evolución de esta enfermedad.
La pérdida de la audición empeora gradualmente y puede llegar a provocar sordera completa.
El mareo puede durar muchos años.
El 60% de las personas afectadas mejoran espontáneamente o con los tratamientos, la cirugía se realiza solo en un pequeño porcentaje de pacientes.