Miopía – ¿cómo se corrige? | operación

¿Cómo se corrige?

Cirugía refractiva para corregir la miopía (LASIK y LASEK)

Este tratamiento permite corregir la miopía mediante la remodelación de la curvatura de la córnea.

Los diferentes métodos de cirugía refractiva son:
LASIK (Laser-Assisted in situ keratomileusis)

La técnica LASIK es una operación en la que un oculista realiza una incisión circular y delgada que se extiende a una parte de la córnea.

El cirujano ocular entonces elimina las capas centrales de la córnea para aplanar la forma de cúpula.
Este tipo de cirugía también se realiza para corregir el astigmatismo o la hipermetropía.

LASEK

El cirujano levanta un colgajo en el epitelio corneal.
Luego, utiliza un láser para remodelar las capas externas de la córnea y para aplanar la curvatura, sucesivamente reposiciona el colgajo epitelial.
Para favorecer la curación, el paciente debe llevar una lente de contacto por varios días después de la cirugia.

Queratectomía fotorrefractiva (PRK)
Este procedimiento es similar al LASEK, pero el cirujano quita el epitelio corneal.
Este se forma nuevamente de manera natural, adaptándose a la nueva forma de la córnea.
El PRK prevé la palicación de una lente de contacto protectora por 3-4 días después de la cirugia.

Lentes intraoculares fáquicas (IOL)
Estas lentes se implantan quirúrgiamente en el ojo, adelante del cristalino.
Pueden ser una opción para las personas con miopía moderada y severa.
Hy en día, los implantes IOL no se consideran como una opción de tratamiento tradicional.
Todas las cirugías tienen un cierto grado de riesgo.
Las posibles complicaciones de estas operaciones en el ojo son:

  • Infecciones
  • Cicatrices corneale
  • Visión borrosa a distancia
  • Pérdida de la visión
  • Aberraciones visuales (por ejemplo, ver halos alrededor de las luces por la noche)

 

Testimonio de un paciente sometido a operación de miopía de tipo PRK

Paciente con miopía severa (Operación en 2006)
Hay exámenes que se deben realizar en la clínica unos días antes de la operación:

  1. Visita médica en la que se examina la parte posterior del ojo con colirio
  2. Paquimetría para medir el espesor de la córnea

Las personas que utilizan lentes de contacto deben dejar de usarlas un par de semanas antes de la operación.
No he dejado de tomar medicamentos, porque no los usaba.
El día de la cirugía no debía usar perfumes y tenía que estar en ayunas.

La mañana de la operción
La cirugía dura muy poco tiempo, primero colocan la anestesia y la dejen actuar, la duración total es de media hora.
Estuve solo 10 minutos en el quirófano.
Primero miden los latidos del corazón a través de un aparato conectado al dedo, además aplican el retractor de parpados.
Aplican un colirio en el ojo, luego hay que esperar porque se deben aplicar otras gotas después de unos minutos. Lo ponen alrededor de 3 veces.
Luego me han llevado a una habitación donde hay una camilla como la del dentista, pero estaba completamente tumbado.
El médico tiene la cabeza entre las manos y hay un técnico que acciona el láser.
Hay que mirar a una luz roja que no se mueve, pero yo tenía la sensación de que se movía.
Si se aparta la mirada, el láser deja de funcionar.
En la primera parte de la operación se siente mucho dolor, el médico raspa la córnea y es doloroso.
Luego se acciona el láser que dura aproximadamente 1-2 minutos.
Sucesivamente, el médico aplica la lente protectora que se debe llevar alrededor de una semana y impide ver bien porque recoge lágrimas, colirio y células epiteliales muertas.
El dolor es intenso, pero dan una tratamiento con colirio anestésico y desinfectante, también se deben tomar antibióticos y medicamentos analgésicos.

Después de la cirugía
El dolor post-operatorio dura un día, es fuerte y hay una sensación de un cuerpo extraño en los ojos y lagrimeo.
No podía ducharme o lavarme el pelo en el postoperatorio porque el cloro es un cicatrizante, si entraba por el ojo operado podía ser un problema.
En la clínica donde me me hicieron la cirugía no operan en ambos ojos simultáneamente.
La segunda operación no salió bien, así que esperé unos meses antes volver a trabajar.
Se creó una situación de anisometropía, es decir, un ojo podía ver muy bien (10/10), pero el otro había empeorado.

Había una diferencia visual entre los dos ojos que no se podía arreglar.
No existe un par de gafas que permita ver bien con este problema.
Después de 6 meses me volvieron a operar el ojo en que había salido mal la operación.
Después de la tercera cirugía esperé 7-10 días antes de volver a trabajar.
Sin duda lo haré de nuevo, pero en otra clínica o con las nuevas técnicas.
El efecto de la operación duró varios meses, pero como yo tenía una miopía muy importante, no fue posible conseguir un resultado de 10/10.
Después de un año tuve que corregir la miopía con una gafas, pero mi visión pasó de ser de 3/10 a 7,5/10.

Efectos secundarios de la cirugía
Durante un breve período después de las operaciones me volví hipermétrope.
Otros efectos que se puede tener la operación son la fuerte sequedad ocular, entonces tolero mal las lentes de contacto, además la sequedad se produce por la noche y por la mañana no puedo abrir los ojos y cuando los abro siento mucho dolor.
El médico recetó un gel que se aplica en los ojos para aliviar este efecto secundario, pero no da buenos resultados.
Hay un truco para conseguir abrir los ojos pegados en la mañana, consiste en girar el ojo hacia un lado, de esa manera es mucho más fácil abrirlo.
La visión nocturna es un problema, en mi caso tenía las pupilas dilatadas, incluso antes de someterme a la operacióna, tenía dificultad en la noche para entender la distancia de los objetos luminosos. Por la calle no consigo percibir la distancia real del cocheque se encuentra frente al mío. Si un peatón está entre mí coche y el otro coche podría no verlo.

 

Resultados de la cirugía para corregir la miopía

Por lo general, los resultados de las tres técnicas son satisfactorios.
Aunque no siempre es posible curar completamente la miopía, aproximadamente 9 de cada 10 personas tienen una mejora de la visión notable.

 

¿Quién no puede someterse a la operación con láser para la miopía?

Los pacientes menores de 21 años no se deben someter a la cirugía refractiva porque la visión todavía tiene que estabilizarse y afectaría gravemente a las estructuras de los ojos en esta etapa.
El oftalmólogo debe comprobar las recetas de las lentes de contacto o gafas para confirmar que la visión no ha cambiado significativamente en los últimos dos años.

La cirugía con láser puede no ser adecuada en los casos siguientes:

  1. Diabetes – esto puede causar anomalías en los ojos que pueden empeorar con la cirugía.
  2. Embarazo o lactancia – el cuerpo tiene hormonas que causan ligeras fluctuaciones en la visión y en el enfoque que hacen que la cirugía sea demasiado difícil.
  3. Las enfermedades que afectan el sistema inmune, tales como el VIH o la artritis reumatoide, pueden afectar a la capacidad de recuperación después de la operación con láser.
  4. Otras enfermedades oculares, como el glaucoma (una enfermedad que puede causar ceguera) o las cataratas (en la que el cristalino se endurece y se hace opaco).

 

Remedios naturales para la miopía

Dieta y alimentación
De acuerdo con el higienismo, las enfermedades de los ojos dependen de la toxemia (acumulación de toxinas en el cuerpo y la sangre).
Si el paciente realiza cambios en la alimentación y estilo de vida  puede mejorar mucho hasta llegar a tener una visión normal.
La dieta recomendada es la dieta vegana y de alimentos crudos, básicamente.
Según la experiencia de Shelton en su clínica de ayuno, hay personas que han recuperado la visión por completo y por siempre después de un ayuno.

El método Bates para curar la miopía
El Dr. Bates, del New York Eye Infirmary, ha hecho un gran avance en la investigación de los ojos. Encontró que la mayoría de las enfermedades de los ojos se podrían curar de forma permanente.

¿Cómo hizo este descubrimiento el Dr. Bates?

Descubrió que cuando los ojos no están bajo estrés puede tener una visión perfecta.
Pero tan pronto como los ojos se hacen tensos y cansados ocurren los problemas.
A través de su investigación, el Dr. Bates descubrió que mediante la realización diaria de ejercicios para los músculos del ojo, la visión vuelve a la normalidad. Esto ocurre porque la tensión muscular desaparece, y entonces la visión vuelve a la normalidad.
El doctor Bates ha realizado pruebas a miles de sus pacientes con resultados sorprendentes.

Hay una gran variedad de ejercicios para los ojos que se pueden hacer.

Aquí se mencionan algunos:

  • Reláje los ojos.
    A continuación, dirija la mirada de lado al otro, de arriba a abajo.
    Repetir 6 veces.
  • Siéntese en una silla, frótese las manos hasta que se calienten.
    Luego, cierre los ojos y cúbralos con las palmas de las manos calientes.
    No ejerza presión sobre los ojos. No se cubra la nariz.
    Es importante que los rayos de luz no se introducan en los ojos a través del espacio entre los dedos.
    Repita este ejercicio durante 3 minutos.
  • Observe fijamente un objeto lejano, aproximadamente a unos 4 metros de distancia, durante 15 segundos.
    Luego, lentamente reenfoque los ojos en un objeto cercano a unos 10 metros de distancia.
    Este ejercicio se debe hacer solamente con los ojos, sin mover la cabeza.
    Repita este ejercicio 5 veces.
  • Cierre los ojos con fuerza durante aproximadamente 5 segundos.
    A continuación, los debe mantener abiertos durante 5 segundos. Repita esto por 8 veces.
  • Compresas calientes: Moje una franela o una pequeña toalla con agua caliente.
    Escurra y cubra ligeramente los ojos. Esto realmente relaja los músculos del ojo.
  • Masaje del párpado: Cierre los ojos y masajee muy suavemente los ojos con movimientos circulares durante 1-2 minutos.
    Para mejorar la visión tiene que hacer este tipo de ejercicios con regularidad.

Rehabilitación visual con el método De Angelis

El método De Angelis conocido como Power Vision System, se basa en ejercicios específicos que actúan sobre la causa de la miopía. De acuerdo con De Angelis, la miopía está causada por la hiperlaxitud prolongada, es decir, un mecanismo de acomodamiento que se produce cuando el ojo suele trabajar trabaja  con la visión de cerca, llegando a la pérdida de la agudeza visual lejana.
Los movimientos que se realizan están orientados para la relajación de los músculos oculares y evitar el estrés por la hiperlaxitud del músculo ciliar.