Pterigión en el ojo | causas y tratamiento | cirugía

El pterigión en el ojo es un crecimiento excesivo del tejido conjuntival en forma de triángulo.

La conjuntiva es la membrana delgada y transparente que cubre la superficie frontal del globo ocular.

En la mayoría de los casos, el pterigión crece desde la esquina interno del ojo (parte más cercana a la nariz).
Al mismo tiempo, a veces puede crecer a partir de la esquina exterior del ojo o en ambos lados.
El pterigión puede ser:

  1. Unilateral
  2. Bilateral

Esta enfermedad:

  1. No es cancerígena
  2. No invade el interior del ojo
  3. No se propaga a otras partes de la cara o del cuerpo

Si no es tratado, el pterigión puede crecer hasta cubrir la córnea (la parte transparente del ojo que cubre la pupila y el iris) y hacerse cada vez más pronunciado, comprometiendo la visión.
El pterigión afecta principalmente a las personas ancianas y a los adultos mayores de 50 años, es muy poco frecuente en los niños.

La pingüécula es una formación amarillenta o una protuberancia sobre la conjuntiva, que normalmente se encuentra en la parte más cercana a la nariz.
No es un tumor, sino una alteración del tejido normal que provoca una acumulación de proteínas y grasas.
A diferencia del pterigión, la pingüécula en realidad no crece sobre la córnea.

 

Pterigión, ojo, ojos

Pterigión en el ojo

Características del pterigión

Un pterigión se compone de tres partes bien diferenciadas: la cabeza (vértice del triángulo), el cuerpo y la cola.

  • El cuerpo, o borde principal, es un área plana en la córnea compuesta principalmente por fibroblastos que se extienden en abanico sobre el globo ocular y destruyen la membrana de Bowman.
  • La cabeza es una zona vascular que tiene una forma redondeada o puntiaguda, los bordes más o menos regulares y forma un desnivel con respecto a la córnea a la que está unida firmemente.
  • El cuello/cola móvil de la conjuntiva bulbar puede ser diseccionado fácilmente del tejido subyacente.

La línea de Stocker es un depósito de hierro en la capa basal del epitelio de la córnea, en frente del sombrero, que se forma cuando el pterigión es crónico.

 

¿Cuáles son las causas del pterigión?

Según la medicina tradicional, la causa exacta del pterigión es desconocida, se cree que es debido a varios factores que interactúan.
Sin embargo, la luz solar ultravioleta (UV) es el factor más probable que favorece al desarrollo de la enfermedad.
La exposición a tantas horas de luz solar al aire libre en un ambiente seco y polvoriento parece jugar un papel importante en el desarrollo del pterigión en el ojo.

De acuerdo con la medicina natural y la teoría de la dieta del grupo sanguíneo, cada enfermedad comienza debido a una alimentación incorrecta y a un estilo de vida no saludable.
La salud de los ojos depende considerablemente de:

 

Síntomas del pterigión del ojo

Los síntomas del pterigión incluyen:

  • Un crecimiento blanquecino con vasos sanguíneos prominentes en la esquina interior y/o exterior del ojo
  • Ojos rojos en la zona afectada
  • Irritación
  • Ojo seco
  • Lagrimeo excesivo
  • Laceraciones
  • Sensación de cuerpo extraño
  • Visión borrosa, disminución de la visión (en casos avanzados, si el crecimiento está por encima de la parte central de la córnea)
  • Diplopía (visión doble) en la mirada lateral
  • Astigmatismo para la tensión que ejerce sobre la superficie de la córnea

 

Diagnóstico del pterigión en el ojo

Por lo general, un examen con la lámpara de hendidura es suficiente para el diagnóstico. Sin embargo, en algunos casos, la lesión debe ser extirpada y examinada para hacer un diagnóstico preciso.

 

¿Cuál es el tratamiento para el pterigión?

En casos muy tempranos, cuando no hay síntomas y el pterigión no es demasiado grande, desde el punto de vista estético, se puede dejar así.

Si el pterigión causa irritación, enrojecimiento y malestar, las lágrimas artificiales pueden ayudar a hidratar el ojo y aliviar las molestias.
Sin embargo, el colirio no afecta al crecimiento del pterigión.

Hay un desacuerdo en la Comunidad científica acerca del cuál sea el mejor tratamiento médico y quirúrgico del pterigión en los ojos.
Al comienzo del proceso de la enfermedad, los médicos a menudo prefieren un seguir un enfoque conservador y limitan el tratamiento a los medicamentos lubricantes.
Dado que se cree que la radiación UV es un factor de riesgo importante, el médico debe recomendar a los pacientes en las primeras etapas de la enfermedad que utilicen gafas de protección.
Evitar las lentes de contacto.

 

Remedios naturales para el pterigión en el ojo

El mejor remedio natural consiste en tener una alimentación que le permite tener una sangre saludable, las dietas que dan los mejores resultados suelen ser:

  1. Dieta vegana/de alimentos crudos
  2. Dieta del grupo sanguíneo

Dieta y alimentación para el pterigión
De acuerdo con la medicina natural y el higienismo de Shelton, los medicamentos y las cirugías no resuelven este problema, sino que pueden crear otros problemas.
Los naturópatas recomiendan el ayuno para eliminar:

  1. Quistes
  2. Cáncer
  3. Otras formaciones anormales

El cuerpo tiene que proteger los órganos vitales, entonces consuma el tejido graso y los tejidos que no puede utilizar como combustible.
El ayuno está contraindicado en caso de:

  1. Embarazo, especialmente durante el 2º y 3º trimestre
  2. Debilidad extrema causada por el cáncer
  3. Órgano trasplantado
  4. Bulimia

No se pueden tomar medicamentos durante el ayuno.
De acuerdo con Shelton y Lezaeta, si el ayuno está contraindicado se puede seguir una dieta basada en fruta y verduras crudas.

Según la dieta del grupo sanguíneo hay alimentos concedidos y otros prohibidos dependiendo del grupo sanguíneo de la persona.
Todas las personas deben evitar:

  1. Leche y productos lácteos
  2. Gluten
  3. Alimentos ahumados y fritos
  4. Carne de cerdo
  5. Exceso de fruta, nueces o semillas
  6.  Cereales deberán ser limitados

De acuerdo con este tipo de alimentación, los alimentos más recomendados son:

  1. Legumbres
  2. Pescado
  3.  Huevos
  4.  Nueces (sin exceso)
  5. Verduras

 

¿Cuándo hay que operar el pterigión en el ojo?

Cuando el pterigión es estéticamente evidente o está causando síntomas, como la visión borrosa, el médico puede recomendar la extirpación quirúrgica del pterigión.

 

Cirugía para el pterigión en el ojo

El principal desafío para el cirujano es prevenir la recaída en la que se produce el crecimiento fibrovascular en el limbo de la córnea.
Se han utilizado muchas técnicas quirúrgicas aunque ninguna es universalmente aceptada debido a la tasa de recurrencia variable. Independientemente de la técnica utilizada, la eliminación del Pterigión es el primer paso para la curación.
Muchos oftalmólogos prefieren separar la cabeza del pterigión de la córnea subyacente.
Las ventajas son:

  • Epitelización más rápida
  • Menos cicatrices
  • Superficie de la córnea más lisa

 

Técnicas quirúrgicas para el pterigión en el ojo

A lo largo del tiempo, los cirujanos han utilizado varias técnicas para reducir el riesgo de recurrencia, incluyendo radioterapia y el uso de productos químicos “antimetabolitos” (mitomicina C) que impiden el crecimiento de tejido.
Cada una de estas técnicas tiene riesgos que, potencialmente, amenazan la salud del ojo después de la cirugía, estos riesgos incluyen:

  • Defectos epiteliales persistentes (ulceración de la superficie del ojo)
  • Fusión de la córnea

Autoinjerto conjuntival con puntos de sutura
La mayoría de los especialistas de la córnea ahora realiza la operación quirúrgica del pterigión con un autoinjerto de la conjuntiva que permite reducir el riesgo de recurrencia.
En esta técnica, se elimina el pterigión y la córnea se hace de nuevo clara.

Sin embargo, el hundimiento que queda en el tejido de la membrana mucosa (conjuntiva) en la que fue retirado el pterigión, o se deja vacío sino que se llena con un trasplante de tejido, que se extrae sin dolor de la parte debajo del párpado superior.

El láser excimer permite regularizar la superficie de la córnea antes de proceder con el trasplante.
A pesar de que el procedimiento requiere excelentes habilidades quirúrgicas, este auto-injerto (autotrasplante) ayuda a prevenir el desarrollo del pterigión llenando el espacio con el tejido sano.

En la intervención quirúrgica convencional del autoinjerto, las suturas se realizan para proteger el injerto en el ojo.
Estas pueden causar molestias durante varias semanas.
El autoinjerto se mantiene en su lugar con pequeñas suturas que pueden:

  • Absorberse después de unas semanas
  • Eliminarse en el ambulatorio del cirujano

Las manchas oculares suelen causar malestar después de la cirugía con autoinjerto del pterigión.
El deseo de una recuperación más rápida y sin dolor ha llevado a desarrollar la cirugía de autoinjerto del pterigión sin necesidad de puntos de sutura.

Cirugía de pterigión con autoinjerto con cola de fibrina (sin puntos)
Este tipo de operación quirúrgica permite que la mayoría de los pacientes puedan volver a trabajar pocos días después de la cirugía.
Un estudio de 85 pacientes con pterigión, llevado a cabo en la Harvard Eye Associates, mostró que los pacientes que se sometieron a la cirugía sin puntos tuvieron mucho menos dolor después de la cirugía en comparación con los que se sometieron a la cirugía tradicional.
En lugar de las suturas, el cirujano aplica una cola de fibrina o biológica.
La técnica sin suturas también ha reducido la duración de la cirugía a un promedio de 30-45 minutos.
En todos los pacientes presentes en el estudio, no hubo recurrencia de pterigión.

Técnica para la cirugía de pterigión con autoinjerto sin puntos de sutura.
En la operación sin puntos de sutura, el paciente está ligeramente sedado para su comodidad y el ojo está completamente adormecido gracias a la aplicación de un anestésico local, por lo que no puede ver la operación y no se siente molestias.
El tejido de la córnea anormal es eliminado y reemplazado con un injerto delgado de tejido normal.
En las siguientes 2-3 semanas, el ojo recupera poco a poco una apariencia normal.

 

Después de la operación quirúrgica para pterigión en el ojo

Durante los primeros dos días del post-operatorio el médico puede aconsejarle que tome analgésicos o tabletas de antiinflamatorios.
En el posoperatorio se debe:

  • Mantener muy limpio el ojo
  • Llevar un vendaje estéril durante unos días y al bañarse o ducharse o quedarse en un ambiente sucio durante las primeras 3 semanas
  • Se recomienda prestar atención al contacto con sustancias irritantes (champú)
  • No tocar ni frotar el ojo
  • Proteger los ojos de la luz del sol con gafas de sol o un sombrero

El período en el que hay riesgo de infección es de aproximadamente tres semanas después de la operación.
Después de este tiempo, sólo hay que evitar nadar durante un mes más.
El médico receta gotas de corticoides durante 20 días y gotas de antibiótico durante una semana.

Hay que informar inmediatamente en caso de un empeoramiento de:

  • Dolor
  • Visión
  • Enrojecimiento