Hemoglobina baja y hematocrito | causas | anemia y embarazo

La hemoglobina baja puede ser causada por diferentes enfermedades, algunas de las cuales son graves.
La hemoglobina desempeña un papel importante en el transporte de oxígeno a los tejidos y devuelve el dióxido de carbono a los pulmones que lo exhala del cuerpo.

El oxígeno que respiramos es transportado al resto del cuerpo por la sangre.
Para llevar a cabo este trabajo, la hemoglobina se une a las moléculas de oxígeno y las lleva a los órganos y tejidos que las necesitan.
Si el nivel de hemoglobina es demasiado bajo, este proceso puede ser alterado y el oxígeno en el cuerpo disminuye (hipoxia).

 

Valores normales y bajos de hemoglobina

Los niveles normales de hemoglobina varían según la edad y el género de la persona.
Los niveles ampliamente aceptados varían según la edad de las personas y se mencionan a continuación.

Valores – g/dl
Bebés 17-22
Niños 11-13
Hombres 14-18
Mujeres 12-16
Hombres ancianos

12.4-14,9

Mujeres ancianas 11,7-13,8

 

Los bebés prematuros sufren de anemia.
Si los valores son ligeramente más bajos no hay que preocuparse, pero es necesario repetir los análisis de sangre para monitorear el avance.

 

HemoglobinaCausas de hemoglobina baja

Hay muchos tipos de anemia que puede tener causas diferentes:

Anemia ferropénica (por deficiencia de hierro)
Es la forma más frecuente. Ocurre a causa de la deficiencia de hierro necesaria para que la médula ósea pueda producir los glóbulos rojos.
Cuando la concentración de hierro es insuficiente, el cuerpo no consigue producir glóbulos rojos.
Generalmente, el organismo recicla el hierro presente en los glóbulos rojos cuando mueren para producir nuevas células sanguíneas.
Con el sangrado, las personas también pierden hierro.

Están en riesgo perder hierro:

  1. Mujeres embarazadas o con menstruaciones abundantes
  2. Personas que tienen sangrado crónico y lento en el cuerpo (por ejemplo en caso de úlcera péptica)

Una dieta baja en hierro provoca anemia por deficiencia de este mineral.
Entre las consecuencias se encuentran:

Anemia por deficiencia de vitamina
Además del hierro, el cuerpo necesita vitamina B12 y ácido fólico para producir un número suficiente de células sanguíneas sanas. Cuando en la dieta faltan estas vitaminas, se produce una disminución de las células sanguíneas.
Las personas con un problema intestinal que afecta la absorción de las sustancias nutritivas están predispuestas a este tipo de anemia.
Estas formas de anemia forman parte de la categoría de la anemia megaloblástica en el que la médula ósea produce glóbulos rojos demasiados grandes.

Anemia por enfermedad crónica
Las enfermedades crónicas como el cáncer (leucemia o linfoma), la artritis reumatoide, el lupus eritematoso,  la enfermedad de Crohn y otras enfermedades inflamatorias interfieren con la producción de glóbulos rojos y causan anemia crónica.

Otra causa de anemia puede ser la insuficiencia renal: los riñones producen la hormona eritropoyetina, que estimula la médula ósea para producir glóbulos rojos.
La deficiencia de eritropoyetina puede causar la disminución de los glóbulos rojos.

Anemia aplásica
Es causada por la incapacidad de la médula ósea de producir los tres tipos de células sanguíneas:

  1. Glóbulos rojos
  2. Glóbulos blancos
  3. Plaquetas

A veces se desconoce la causa de la anemia aplásica, pero a menudo se trata de una enfermedad autoinmune.
Algunos factores responsables de este tipo de anemia son:

  1. Quimioterapia
  2. Radioterapia
  3. Toxinas ambientales
  4. Lupus
  5. Embarazo

Anemia por enfermedad de la médula ósea
Las enfermedades como la leucemia y la mielodisplasia (preleucemia) pueden causar anemia porque interfieren con la producción de las células de la sangre en la médula ósea.
Estos tipos de cáncer varían y pueden ser desde una alteración leve en la producción de sangre hasta una interrupción completa del proceso de formación de las células sanguíneas.
Por lo tanto, la leucemia también puede causar plaquetas bajas.

Anemia hemolítica
Se caracteriza por una destrucción de glóbulos rojos más rápida que la producción de estas células por parte de la médula ósea.
El aumento de la destrucción de los glóbulos rojos puede desarrollar ciertas enfermedades de la sangre. Los medicamentos como los antibióticos y las enfermedades autoinmunes también pueden causar la destrucción de los glóbulos rojos.

Entre las consecuencias de la anemia hemolítica se encuentran:

  1. Ictericia
  2. Agrandamiento del bazo
  3. Bilirrubina alta

Anemia de células falciformes
Es una forma grave y hereditaria de anemia que normalmente afecta a las personas de ascendencia:

  1. Africana
  2. Árabe

Esta anemia está causada por un defecto de la hemoglobina que obliga a los glóbulos rojos a adoptar formas anormales de media luna.
La anemia ocurre debido a la muerte de los glóbulos rojos de forma irregular.
Además, estos glóbulos rojos en forma de hoz bloquean el flujo sanguíneo en los vasos pequeños y esto puede provocar dolor en las articulaciones o en los órganos.

Otros tipos de anemia
Existen otras formas de anemia como la talasemia.

Celiaquía
La enfermedad celíaca se caracteriza por una intolerancia al gluten.
Esta enfermedad provoca una malabsorción intestinal y una alteración de los valores de sales minerales, vitaminas y proteínas en la sangre.
La celiaquía provoca la reducción de:

  1. Hemoglobina
  2. Hierro
  3. Ácido fólico/B12
  4. Vitamina A, D, E, F, K
  5. Sodio
  6. Potasio
  7. Cloro
  8. Magnesio
  9. Zinc
  10. Fósforo

Otras causas de la hemoglobina baja

  1. Metástasis o el cáncer de la médula ósea (como la leucemia o el mieloma múltiple), pueden determinar la producción inadecuada de los glóbulos rojos en la médula ósea, dando lugar a anemia.
  2. Quimioterapia contra un tumor, puede provocar daños en la médula ósea y puede disminuir la producción de glóbulos rojos, causando anemia.
  3. Sangrado abundante, puede causar la aparición de esta enfermedad y la falta de oxígeno en el cuerpo.
  4. Cirrosis hepática
  5. Hipotiroidismo
  6. Hemorragia – debido a que provoca sangrado

 

Síntomas de la hemoglobina baja

  1. Sensación de cansancio
  2. Dolor de cabeza
  3. Vértigo – por la deficiencia de oxígeno
  4. Fatiga
  5. Falta de concentración
  6. Ritmo cardíaco acelerado
  7. Uñas, piel y encías pálidas

La hemoglobina baja es la principal causa de la anemia.
El nivel de hemoglobina ligeramente inferior al normal puede ser asintomático.

La anemia indica niveles bajos de oxígeno en la sangre que a menudo causan dificultad para respirar.
Para compensar la falta de oxígeno en la sangre, el cuerpo trata de aumentar el ritmo cardíaco.
Esto puede generar:

  1. Palpitaciones
  2. Dolor de pecho

Los niveles bajos de hemoglobina pueden agravar los problemas cardíacos ya existentes.

 

Hematocrito y hemoglobina bajos

Las personas que tienen bajos niveles de hemoglobina y hematocrito en el cuerpo deben tener cuidado porque el mayor riesgo es la anemia.

Los niveles de hemoglobina y de hematocrito se determinan por la cantidad de glóbulos rojos en el cuerpo.
El hematocrito es el volumen de los glóbulos rojos presentes en una muestra de sangre del individuo.
Para calcular los niveles de hematocrito en el cuerpo se utilizan el volumen corpuscular medio (VCM) y la amplitud de la distribución eritrocitaria (ADE).
Estos análisis de sangre ayudan a los médicos a determinar los niveles de hemoglobina baja y de hematocrito bajo.

  1. El VCM indica el tamaño real de las células sanguíneas
  2. La ADE indica las diferencias en el tamaño de los glóbulos rojos

Si una persona tiene un VCM bajo y una ADE alta en los análisis de sangre, la anemia se debe a una deficiencia crónica de hierro.
Las personas con mayores probabilidades de tener hematocrito y hemoglobina bajos son:

  1. Niños que consumen una cantidad insuficiente de hierro en la dieta
  2. Niños que sufren un crecimiento repentino que hace que el hierro presente en el cuerpo ya no sea suficiente
  3. Mujeres embarazadas después del cuarto mes de gestación
  4. La hemorragia puede ocurrir tras una cirugía
  5. Mujeres que ha dado a luz recientemente
  6. Mujeres que han abortado
  7. Personas con enfermedades renales crónicas.

 

Síntomas de la hemoglobina baja durante el embarazo

Durante el embarazo, la hemoglobina baja o anemia es un problema frecuente.
Las mujeres embarazadas deben cumplir con los requerimientos de hierro del niño.
La cantidad de sangre debe aumentar para alimentar al feto que crece en el vientre materno.
A veces, el requerimiento supera la cantidad de hierro almacenado en el cuerpo y puede causar el hierro bajo, que es la forma más frecuente de anemia durante el embarazo.
La anemia puede ser asintomática.
Sin embargo, algunos síntomas de hemoglobina baja y de la anemia pueden ser:

  • Fatiga y debilidad
  • Pobre rendimiento deportivo, especialmente en deportes de resistencia como el ciclismo y la carrera
  • Piel pálida
  • Dolores de cabeza repetidos, leves o graves
  • Vértigos e incapacidad de hacer cualquier trabajo
  • Sensación de entumecimiento
  • Manos y pies fríos
  • Taquicardia
  • Disminución de la temperatura corporal
  • Dolor de pecho leve
  • Dificultad para respirar
  • Irritabilidad
  • Deseo inusual de comer cosas extrañas como arcilla, pintura, barro e incluso a veces hielo
  • Sensación de hormigueo en las manos y en los pies

 

Factores de riesgo de la hemoglobina baja durante el embarazo

  1. Náuseas matutinas que pueden provocar vómito
  2. Embarazos múltiples
  3. Flujo menstrual abundante antes del embarazo
  4. Dieta sin alimentos ricos en hierro

 

 Intercambios, oxígeno, alvéolos, hemoglobina¿Cuáles son las complicaciones de la anemia?

Entre los riesgos y las consecuencias de la hemoglobina baja también encontramos el infarto.

El corazón tiene que trabajar más para compensar la escasez de hemoglobina, por lo tanto, puede desarrollar una hipertrofia ventricular y una insuficiencia cardíaca que pueden provocar un ataque al corazón.

 

Remedios naturales para la hemoglobina baja

Ortiga
La ortiga es una planta muy eficaz a la hora de aumentar el nivel de hemoglobina en el cuerpo.
Es una fuente de hierro, vitaminas de grupo B, vitamina C y otras vitaminas que pueden mejorar los niveles de hemoglobina en la sangre.

  1. Colocar dos cucharadillas de ortiga seca en una taza de agua caliente
  2. Esperar 10 minutos
  3. Filtrar y añadir un poco de miel
  4. Beber esta infusión dos veces al día

Ejercicio físico
Se recomienda realizar un programa de ejercicio físico con regularidad.
Durante el entrenamiento, el cuerpo produce una mayor cantidad de hemoglobina para satisfacer la necesidad de oxígeno en el cuerpo.

  1. Los ejercicios aeróbicos (de baja intensidad y larga duración) son fundamentales
  2. Se recomienda realizar ejercicios para tonificar y aumentar la masa muscular y para combatir el cansancio

Los alimentos ricos en hierro o fortificados con este mineral se utilizan para aumentar la hemoglobina en la sangre.

Cuando se utilizan suplementos de hierro, hay que conocer los efectos secundarios.
Es esencial tomar estas píldoras según la dosis prescrita.

 

¿Qué comer? Dieta y alimentación para la hemoglobina baja

Para aumentar los niveles de hemoglobina, hay que comer alimentos ricos en hierro.
Entre estos se encuentran:

  • Yema de huevo
  • Cereales integrales
  • Ostras
  • Almejas
  • Vieiras
  • Sardinas
  • Camarones
  • Carne roja
  • Hígado
  • Carne de re
  • Pollo
  • Espinacas
  • Brócoli
  • Col verde
  • Lechuga
  • Frijoles
  • Lentejas
  • Garbanzos
  • Guisantes secos
  • Cereales fortificados con hierro
  • Albaricoques secos
  • Higos
  • Almendras
  • Ciruelas pasas
  • Pasas

Hay que reducir el consumo de té, café y productos de soja, ya que pueden interferir con el proceso de absorción del hierro.
Los vegetarianos no corren el riesgo de sufrir de anemia.

 

Tratamiento para la hemoglobina baja

La mejor manera de tratar la anemia es aumentar la cantidad de hierro en la dieta.

El hierro aumenta el nivel de hemoglobina en la sangre y por lo tanto cura la causa.
La dosis de hierro debe ser determinada por el médico que:

  1. Prescribe la cantidad adecuada de hierro
  2. Indica los tiempos de administración

El exceso de hierro en la dieta puede tener efectos negativos, por tanto es necesario tener precaución.

En algunos casos, un medicamento puede interferir con la producción de la hemoglobina, o de los glóbulos rojos.
Hay que identificar e interrumpir el medicamento que produce estos problemas.
Cuando la anemia ocurre junto con úlcera gástrica cáncer de colon es necesario someterse a un tratamiento.

Estas enfermedades:

  1. Causan la pérdida antinatural de los glóbulos rojos
  2. Deben curarse antes de continuar con el tratamiento de la hemoglobina baja.

En casos muy graves, la única solución es una transfusión de sangre inmediatamente.
Las personas que prueban remedios caseros para la hemoglobina baja, antes tendrían que hablar con el médico.

 

Pronóstico para el paciente con hemoglobina baja

En general, el pronóstico es favorable y, en muchos casos, la anemia puede ser tratada.
El pronóstico general depende de la causa de la anemia, de la gravedad y del estado de salud general del paciente.
El tiempo de recuperación tras de una hemorragia (no masiva) es de unos pocos días para darle tiempo al cuerpo de reconstruir las células de la sangre.