Presión mínima alta

foto, Circulación, presión arterial

 

 

La presión mínima alta es un problema que ocurre cuando la presión que la sangre ejerce sobre las paredes de las arterias es elevada.

La lectura de la presión arterial tiene dos valores: el número más alto es la presión arterial sistólica, mientras que el más bajo indica la presión diastólica.

 

La presión arterial sistólica es la presión medida cuando se contrae el ventrículo izquierdo del corazón.

La presión diastólica se mide cuando el ventrículo izquierdo se relaja.

Cuando la presión máxima (sistólica) sube por encima de los 140 mm Hg significa que el individuo sufre de hipertensión sistólica.

 

La presión mínima alta o hipertensión aumenta el riesgo de enfermedades del corazón (infarto de miocardio, insuficiencia cardíaca y accidente cerebrovascular).

Puede ser una causa de enfermedades renal.

Aunque la hipertensión es frecuente en los hombres mayores de 35 años de edad, es también posible en los jóvenes.

En general, los ancianos sufren de alta presión sistólica, mientras que los jóvenes son más propensos a tener una alta presión diastólica.

 

Tabla con los valores normales

 

Presión sistólica                                   Presión diastólica

 

Normal                   120 mm Hg                                           80 mm Hg

 

Pre- Hipertensión       120-140 mm Hg                                   80-100 mm Hg

 

Hipertensión                 más de 140 mm Hg                           más de 100 mm Hg

Variaciones de la presión arterial

En general, la presión arterial varía de la misma manera durante el día.

Normalmente, la presión arterial es más baja por la mañana, mientras que es más alta por la noche.

Los valores de presión se encuentran en el nivel mínimo durante el sueño.

Algunas personas (especialmente las mujeres posmenopáusicas) tienen una enfermedad llamada hipertensión no-dipper en la cual la presión arterial no baja por la noche.

Al despertar, la presión arterial aumenta repentinamente. En las personas con hipertensión grave, este es el período con mayor riesgo de infarto y accidente cerebrovascular.

 

Presión diastólica baja

La presión diastólica se utiliza como indicador para identificar los problemas de presión arterial entre los individuos más jóvenes.

El valor de presión diastólica fluctúa en función de los esfuerzos y de la actividad física.

Por lo tanto, es necesario un control regular de la presión arterial para determinar la lectura diastólica.

Una presión diastólica por debajo de los 60 milímetros de mercurio se considera baja (hipotensión).

En caso de presión diastólica baja se reduce el flujo sanguíneo a las células y a los tejidos del cuerpo.

La consecuencia es una reducción del suministro de oxígeno y sustancias nutritivas.

Normalmente, la presión diastólica baja es causada por enfermedades cardiovasculares entre las personas mayores.

Las causas pueden ser:

  • Una anormalidad en el flujo sanguíneo coronario,
  • Ateroesclerosis (endurecimiento de las paredes arteriales),
  • Efectos secundarios de los medicamentos,
  • Deshidratación, etc.

 

 

Causas de presión arterial mínima alta

Hipertensión primaria o esencial (sin una causa específica).

 

Obesidad

Cuando el peso de la persona es demasiado alto, el exceso de grasas (en forma de colesterol) se deposita en el cuerpo a lo largo de las paredes de las arterias y causa un estrechamiento.

Por esta razón, el corazón tiene que bombear más y por lo tanto aumenta la presión arterial.

Alimentación

Una dieta rica en alimentos grasos, salados o con mucho colesterol es una causa importante de presión arterial alta.

Los alimentos salados aumentan el nivel de sodio en la sangre que causa la hipertensión.

Una dieta con alto contenido en grasas saturadas y grasas trans puede dañar los vasos sanguíneos.

Alcohol y tabaquismo

El aumento de la presión sanguínea es uno de los efectos nocivos de fumar.

La nicotina presente en el tabaco afecta al corazón de muchas maneras.

  1. Disminuye el nivel de oxígeno al corazón, provoca el ritmo cardíaco acelerado y contrae los vasos sanguíneos. El abuso de alcohol influye también en la presión arterial.
  2. Las bebidas alcohólicas tienen muchas calorías que causan el aumento de peso y indirectamente la presión alta.
  3. Los medicamentos y la cafeína aumentan el riesgo de hipertensión.

 

Estilo de vida sedentario

La falta de ejercicio físico influye en la presión arterial de diferentes maneras.

La inactividad física provoca un aumento de peso y de los niveles de colesterol.

 

La edad, la agitación y el estrés son algunas de las causas de hipertensión.

La hipertensión ocurre también en los jóvenes a causa del estilo de vida, de la mala alimentación, de la ansiedad y del estrés.

En este caso, el individuo puede tener presión alta y ritmo cardíaco acelerado (taquicardia).

 

Hipertensión secundaria

  1. Enfermedades renales y estrechamiento de una arteria renal;
  2. Enfermedades autoinmunes como el lupus eritematoso sistémico;
  3. Píldora anticonceptiva;
  4. Disfunciones hormonales como el síndrome de Cushing;
  5. Enfermedad o tumor de las glándulas suprarrenales;
  6. Alcohol y drogas, por ejemplo la cocaína. Esta es una de las causas más frecuentes de presión mínima alta juvenil.

 

 

Síntomas de la presión mínima alta

Entre los síntomas de la presión alta hay:

  1. Cansancio,
  2. Debilidad,
  3. Dolor de cabeza,
  4. Somnolencia,
  5. Confusión,
  6. Falta de aliento,
  7. Visión borrosa,
  8. Náusea,
  9. Vómito,
  10. Acúfenos (zumbido en el oído),
  11. Vértigos y mareos.

 

Diagnóstico de la presión mínima alta

El médico tiene que revisar:

  • La frecuencia cardíaca del paciente,
  • La parte posterior del ojo,
  • El cuello, para ver si hay venas dilatadas o un agrandamiento de la glándula tiroides,

La auscultación del corazón se utiliza para escuchar sonidos extraños y murmullos.

Debe evaluar el abdomen para ver si está el latido de las arterias que van a las piernas.

 

Historial médico

El médico tendría que conocer la historia familiar y personal del paciente.

Debe saber también si el paciente sufre de hipertensión, accidente cerebrovascular, problemas cardíacos, enfermedades renales o diabetes.

 

Factores de riesgo para las enfermedades cardíacas y el accidente cerebrovascular, por ejemplo:

  • Tabaco,
  • Consumo de sal,
  • Obesidad,
  • Estilo de vida sedentario,
  • Altitud, en las montañas la presión tiende a subir,
  • Niveles altos de colesterol.
  • Los medicamentos que se toman (por ejemplo los corticoides).

Los síntomas que pueden indicar la llamada hipertensión secundaria (causada por otro problema) son:

  • Cefalea,
  • Palpitaciones cardíacas,
  • Sudoración excesiva,
  • Calambres musculares,
  • Debilidad;
  • Micción excesiva

 

 

 

Exámenes y pruebas

Si el paciente sufre de presión alta, otras pruebas pueden ayudar a determinar si la hipertensión es secundaria (causada por otra enfermedad) y si hay algunos daños a otros órganos.

 

Análisis de sangre y orina.

Estas pruebas se realizan para comprobar diferentes factores, entre ellos:

  • El nivel de potasio,
  • Colesterol,
  • Glucemia (para la diabetes),
  • Infección,
  • Función renal.

Los valores de creatinina en la sangre son importantes para todos los pacientes hipertensos para determinar los daños renales.

Las pruebas para evaluar el corazón incluyen:

  • Electrocardiograma (ECG).
  • El electrocardiograma de esfuerzo (o prueba de esfuerzo) puede ser necesario para los pacientes que tienen los síntomas de enfermedad de la arteria coronaria.
  • Un ecocardiograma se utiliza para ayudar al médico a decidir si empezar el tratamiento.

 

 

 

¿Cuándo hay que preocuparse?

Si la presión diastólica es superior a los 90 mm Hg significa que la persona sufre de presión mínima alta, por lo tanto hay que hacer algo para bajarla.

 

Foto, Presión mínima alta, embarazo

 

Embarazo y presión alta

Una lectura de la presión arterial elevada normalmente ya se ve al principio del embarazo, antes de 16-20 semanas.

Esta situación es diferente de la preeclampsia.

Las mujeres hipertensas necesitan medicamentos antihipertensivos durante el embarazo y deben ser controladas por el médico.

La presión alta después del final del embarazo no es infrecuente.

Una hipertensión repentina y grave en las mujeres embarazadas es el signo de una enfermedad llamada preeclampsia (o toxemia del embarazo) que puede ser muy grave para la madre y para el niño.

La preeclampsia ocurre en el 10% de todos los embarazos, normalmente en el tercer trimestre (hacia el final), pero desaparece inmediatamente después del nacimiento.

 

¿Qué hacer? Tratamiento para la presión mínima alta

El primer cambio que se puede hacer es un cambio en el estilo de vida para ayudar a disminuir el nivel.

El médico puede sugerir diuréticos que se utilizan para expulsar el exceso de sodio y   agua del cuerpo.

La consecuencia es la reducción de la presión arterial.

Aunque están disponibles tres tipos de diuréticos, los más utilizados son la tiazídicos, por ejemplo la furosemida (Seguril).

 

Tratamiento para los niños

Los niños con presión arterial alta tendrían que ser tratados en primer lugar con cambios en el estilo de vida, por ejemplo la reducción de peso, el aumento de la actividad física y una alimentación adecuada.

Si la presión arterial no vuelve a los niveles normales con remedios naturales y caseros, puede ser necesario un tratamiento farmacológico.

 

Los resultados de los estudios para la evaluación de los niños con hipertensión muestran que las primeras anomalías (como la miocardiopatía dilatada,las anomalías renales y de los ojos), pueden estar presentes también en los niños con hipertensión leve.

Los niños y los adolescentes con hipertensión tendrían que ser controlados para comprobar si hay daños orgánicos.

La hipertensión secundaria (presión arterial alta a causa de otra enfermedad o medicamento) es más frecuente en los niños que en los adultos.

 

 

Remedios naturales para bajar la presión mínima alta

En muchos casos, además de los frecuentes dolores de cabeza y cansancio, no se producen otros síntomas.

Por lo tanto, se recomienda monitorizar la presión arterial regularmente.

Hay varios métodos naturales que ayudan a controlar la presión arterial.

 

Una dieta saludable, ¿Qué comer?

Una mala alimentación puede causar la hipertensión directamente e indirectamente.

Es aconsejable cambiar la dieta.

Los alimentos que hay que evitar son aquellos que contienen una alta cantidad de sodio, grasa y colesterol.

Es necesaria fruta fresca, hortalizas, ajo y nueces para mantener la presión a un nivel normal.

Una alimentación sana ayuda a reducir el peso y por lo tanto también el riesgo de hipertensión arterial .

 

Realizar actividad física regular

La actividad física durante 20-30 minutos al día es un remedio natural para tratar la hipertención y otros problemas.

Se puede ir al gimnasio o hacer los ejercicios en casa siguiendo las directrices y las técnicas adecuadas.

Se pueden realizar formas alternativas de ejercicios como la natación, el baile, aeróbica, carrera, etc.

Evitar practicar deportes a nivel competitivo porque los esfuerzos excesivos pueden causar un aumento peligroso de la presión.

 

Perder peso

Las personas con un alto índice de masa corporal (IMC), y peso corporal en exceso tendrían que perder peso.

Una dieta adecuada y el ejercicio regular son las mejores maneras naturales para bajar de peso. No es necesario seguir una dieta rápida.

 

Dejar de fumar

El tabaquismo activo y pasivo son igualmente nocivos.

Por lo tanto, se tendría que dejar de fumar y de beber alcohol para prevenir la presión alta.

 

Fitoterapia

El espino blanco (Crataegus Oxyacantha) tiene un efecto vasodilatador en las arterias periféricas.

Los componentes que tienen esta propiedad son:

  • Algunos minerales, por ejemplo el calcio, potasio y magnesio,
  • Los flavonoides tales como quercetina y la rutina
  • La vitamina C.

 

 

Se puede beber un té de hierbas a base de espino blanco todos los días.

La lima (Citrus aurantifolia) sirve para equilibrar el sistema nervioso porque en los aceites hay esencias calmantes.

Lavanda (Lavandula officinalis) ayuda a reducir ligeramente la presión arterial, especialmente cuando es causada por problemas nerviosos.

Tiene un efecto diurético, significa que es adecuado para la eliminación de líquidos.

Beber un té de hierbas a base de lavanda dos veces al día.

Evitar el regaliz que aumenta la presión arterial.

    Artículos Relacionados Este artículo contiene información general que no se sustituye al examen médico, no se puede utilizar para diagnosticar o establecer un tratamiento. Hable con su médico antes de seguir las instrucciones contenidas en el sitio.