Síntomas de la presión alta

foto, Chica, pelo, toca el pelo

 

Los síntomas de la presión alta pueden ser leves o graves.

 

Presión arterial normal para los hombres

La presión arterial normal para un hombre depende de la edad y de la condición física.

Una historia familiar de hipertensión arterial y la obesidad pueden aumentar el riesgo de presión arterial alta normal.

La presión normal para un hombre adulto es 115/75, mientras que en los niños es inferior de unos 5-10 milímetros de mercurio, según la edad del niño.

La lectura correcta para los hombres oscila entre 120/80 en una persona sana y en forma de 20 años y aproximadamente 140/90 en un hombre de 60 años.

 

Epistaxis e hipertensión

La sangre de la nariz (epistaxis) es la hemorragia aguda de la nariz, cavidad nasal o nasofaringe.

 

Causas

La hipertensión y la epistaxis grave son más comunes en los ancianos.

Por lo tanto, la edad de una persona y la gravedad del sangrado de la nariz están directamente relacionadas.

Una razón lógica para esto podría ser que los vasos sanguíneos y las arterias pierden la elasticidad.

La presión alta causa la fibrosis de las arterias que no logran más expandirse y contraerse.

La consecuencia es la sangre de la nariz en la parte posterior.

 

 

Causas de hipertensión arterial repentina

  • Entre las razones más frecuentes para el aumento de la presión arterial mínima y máxima encontramos la ansiedad y el estrés.

El estrés o la ansiedad provocan la liberación de ciertas hormonas que aumentan la velocidad de

bombeo del corazón a causa de la constricción de los vasos sanguíneos.

  • Otra causa de aumento momentáneo de la presión arterial puede ser el dolor fuerte.
  • Un dolor insoportable y repentino puede aumentar la presión arterial y el ritmo cardíaco.
  • El embarazo, la hipertensión repentina durante el embarazo puede también ser causada por una grave enfermedad llamada preeclampsia.
  • Los alimentos muy salados
  • Los desequilibrios hormonales, el exceso de café, algunos medicamentos y las enfermedades renales.
  • Generalmente, el aumento de la presión arterial se puede ver en los pacientes sometidos a diálisis.

 

 

Peligros de la presión arterial alta

 

Los peligros de la presión arterial alta son las enfermedades del corazón y de los riñones.

El corazón es un órgano que bombea la sangre a todo el cuerpo y la presión arterial alta puede causar daños cardíacos.

Los riñones son dos órganos que purifican la sangre y eliminan el exceso de líquido.

La hipertensión puede dañar ambos los riñones porque afecta los vasos sanguíneos que llegan al órgano y aquellos dentro de ellos.

Es uno de los principales factores de riesgo en relación con el infarto.

 

La presión diastólica y sistólica alta pueden provocar un infarto de miocardio en una persona que ya sufre de la enfermedad de las arteria coronarias y de ateroesclerosis.

El esfuerzo constante de los músculos del corazón causado por la presión alta puede debilitar este órgano y podría causar insuficiencia cardíaca con el tiempo.

Entre las consecuencias de la hipertensión encontramos la miocardiopatía dilatada, es decir, el agrandamiento del ventrículo izquierdo del corazón causado por el trabajo excesivo de este órgano.

La dilatación del ventrículo izquierdo es un factor de riesgo del paro cardíaco y de la insuficiencia cardíaca.

En las arterias renales se puede producir un aneurisma a causa de la presión arterial alta.

La rotura del aneurisma puede causar una hemorragia interna grave.

Otro peligro de la hipertensión arterial es la insuficiencia renal causada por los daños a las grandes arterias que llegan a estos órganos y a los vasos sanguíneos más pequeños al interior.

La hipertensión puede provocar la fibrosis renal o glomeruloesclerosis, que puede causar la insuficiencia renal.

Esta enfermedad afecta los vasos sanguíneos dentro de los riñones que filtran los desechos del cuerpo.

 

Causas de la hipertensión arterial secundaria

  1. Enfermedades renales: riñón poliquístico o glomerulonefritis crónica;
  2. Oclusión de una arteria renal;
  3. Problemas de las glándulas endocrinas: síndrome de Cushing, hipertiroidismo, hiperaldosteronismo;
  4. Feocromocitoma;
  5. Medicamentos como la cortisona, los antiinflamatorios no esteroideos y la ciclosporina (fármaco inmunosupresor para el rechazo y las enfermedades autoinmunes).

 

Embarazo

La presión arterial alta entre las mujeres embarazadas es un motivo de grave preocupación.

Hay un alto riesgo de daños a los riñones.

En el caso más grave, la madre puede sufrir de preeclampsia que puede ser mortal para la madre y para el feto.

La preeclampsia empieza en la semana 20 de embarazo a causa de la presión arterial demasiado elevada.

Esta enfermedad afecta los riñones y causa la pérdida de proteína en la orina de la madre (proteinuria).

El problema puede afectar también el cerebro, la placenta y el hígado.

Entre los síntomas que indican la preeclampsia hay:

  1. Dolor de cabeza,
  2. Confusión mental
  3. Fotofobia.

La único tratamiento posible es el parto.

 

 

¿Cuáles son los síntomas de la presión alta? ¿Cómo reconocer la hipertensión?

 

Dolor de cabeza

El dolor de cabeza frecuente es un signo de presión arterial alta.

 

Vértigos

Si se sienten mareos de vez en cuando, junto con sudoración o palpitaciones, se podría tener la hipertensión arterial.

 

Náusea

La náusea sin vómito o una constante sensación de malestar puede ser el síntoma de presión arterial alta, especialmente si no hay otros síntomas asociados.

 

Somnolencia

La somnolencia es uno de los principales síntomas de la hipertensión arterial.

 

Visión borrosa o pérdida de la visión

La pérdida repentina de la visión es un problema poco común, pero puede ser causado por la hipertensión.

 

Cansancio

Los que no logran realizar una actividad física prolongada por el cansancio, podrían sufrir de presión arterial alta.

Para el diagnóstico, el médico utiliza un esfigmomanómetro, pero también se puede comprar una máquina que mide automáticamente la presión.

 

Presión arterial normal para los niños

Los valores de la presión de los niños dependen de:

  • Género,
  • Edad,
  • Estatura,
  • Peso del niño,
  • Falta de ejercicio físico,
  • Nivel alto de colesterol,
  • Diabetes,
  • Enfermedades renales crónicas,
  • Herencia, etc.

Los niños obesos tienen una presión arterial más alta que aquellos que están bajo de peso.

Los hombres tienden a tener la presión arterial más alta que las mujeres.

 

Aumento de la presión arterial después de comer

Entre los factores que influyen directamente en la presión arterial encontramos:

  • El cambio del gasto cardíaco,
  • La viscosidad o densidad de la sangre.

Después de una comida, la función principal del cuerpo es la de descomponer los alimentos comidos, este proceso se llama digestión.

Para la digestión el cuerpo utiliza una gran cantidad de oxígeno, por lo tanto la circulación de la sangre hacia el estómago aumenta.

El cuerpo señala el corazón que sirve un mayor flujo de sangre al sistema digestivo, así que hay que aumentar el gasto cardíaco.

Los alimentos grasos, la carne y el chocolate son difíciles de digerir, por lo tanto la presión aumenta aún más.

Otra causa de hipertensión y taquicardia después de las comidas es el aumento de las proteínas del plasma y de células sanguíneas.

La consecuencia es una mayor densidad de la sangre.

El tipo de alimentos que se comen determina la viscosidad de la sangre.

El flujo sanguíneo ralentiza después de comer:

  1. Aceite,
  2. Mantequilla,
  3. Alimentos que contienen grasas y proteínas complejas .

El corazón tiene que aumentar el gasto cardíaco para compensar la ralentización de la circulación.

Los alimentos ricos en sodio causan el exceso de presión sobre el corazón y sobre los pulmones ya que el sodio provoca la retención de líquido y el exceso de agua aumenta la presión sobre estos órganos.

Una dieta baja en fibras puede influir en la viscosidad de la sangre y por lo tanto en la presión arterial.

 

¿Qué hacer para disminuir rápidamente la presión arterial?

 

Andar: Andar es el ejercicio más simple para disminuir la presión arterial.

En general, se tendría que empezar lentamente y aumentar gradualmente el ritmo.

Evitar un ritmo demasiado rápido.

Se puede ir de compras en un centro comercial o se puede dar un paseo con el perro.

Carrera y jogging: estos ejercicios aeróbicos son muy eficaces.

Es posible hacer jogging o correr en el parque, o se puede utilizar la cinta de correr.

Natación: La natación es un deporte muy útil para mantener un nivel de presión arterial saludable.

Mejora la circulación sanguínea y tonifica también los músculos.

La natación reduce el estrés y da una sensación de bienestar.

Ciclismo

La bicicleta con los niños puede ser muy divertida y ayuda a estar en forma.

Pedalear en la carretera durante unas horas cada semana tiene efectos beneficiosos para la presión.

 

Foto, Circulación, presión alta

 

Remedios para la hipertensión arterial

Respiración profunda. Para reducir el estrés y la ansiedad se puede respirar lentamente y profundamente, por ejemplo practicando el yoga de pranayama

Para reducir la hipertensión hay que beber mucha agua.

La deshidratación es una causa frecuente de aumento de la presión arterial.

Se recomienda beber al menos 8-9 vasos de agua al día.

El funcionamiento del corazón depende del equilibrio de los electrolitos (sales minerales) en el cuerpo, por ejemplo sirve una cantidad mínima de potasio.

Los alimentos que contienen potasio son:

  1. Apio,
  2. Jugo de manzana,
  3. Plátanos,
  4. Remolachas,
  5. Zanahorias,
  6. Peras,
  7. Aguacate,
  8. Legumbres,
  9. Melón,
  10. Naranjas,
  11. Salmón,
  12. Sardinas
  13. Pasas.

 

Un método para disminuir la presión arterial es comer un pequeño trozo de chocolate negro, ya que tiene un efecto vasodilatador y por lo tanto disminuye la presión.

El ajo es una medicina natural eficaz para varias enfermedades, entre ellas la hipetensión arterial.

Este alimento dilata los vasos sanguíneos y mejora la circulación sanguínea.

La mayoría de los expertos recomienda comer un diente de ajo cada mañana.

Otra remedio de la abuela para manejar un ataque de hipertensión es el jengibre, que es un anticoagulante natural.
Una cucharadita de pimienta de cayena puede normalizar rápidamente la presión arterial.

 

 

 

 

Dieta y alimentación

El exceso de sal en la dieta puede aumentar la presión arterial.

En la alimentación se puede introducir:

  1. Carne magra y aves de corral (pequeñas cantidades),
  2. Pescado,
  3. Productos lácteos bajos en grasa (poco)
  4. Legumbres,
  5. Cereales integrales,
  6. Nueces,
  7. Fruta y verdura (grandes cantidades).

 

Los alimentos ricos en potasio, calcio y magnesio son beneficiosos, por lo tanto se pueden comer las sardinas, pasas, higos y albaricoques.

Es importante tener un bajo nivel de colesterol, por lo tanto se tiene que reducir la ingesta de grasas saturadas y grasas trans.

Evitar los alimentos procesados.

Se aconseja comer alimentos que contienen ácidos grasos omega-3 que ayudan a reducir el colesterol en el cuerpo.

Evitar los dulces, los alimentos azucarados y el regaliz.

El alcohol puede interferir con los medicamentos antihistamínicos, por lo tanto se aconseja no beber alcohol.

 

¿Por qué fumar aumenta la presión arterial?

 

El humo afecta el sistema gastrovascular porque aumenta rápidamente la presión arterial y el ritmo cardíaco.

 

Vasos sanguíneos: Los cigarrillos están hechos de tabaco, contienen nicotina y otras sustancias químicas tóxicas.

Cuando estas sustancias químicas entran en el torrente sanguíneo, causan el estrechamiento de los vasos sanguíneos o ateroesclerosis.

Si se reduce la sangre que fluye dentro de las arterias, el corazón tiene que aumentar la presión arterial para compensar.

 

Composición de la sangre: Con el tiempo, la nicotina altera la calidad de la sangre que fluye en el cuerpo.

Aumenta los niveles de colesterol y de fibrinógeno (proteína en el plasma sanguíneo que se convierte en fibrina cuando la sangre coagula).

Cuando la sangre empieza a coagular en el corazón, aumenta el riesgo de tener un infarto.