Tos seca – remedios caseros y jarabe

Síntomas que pueden acompañar la tos seca

Dependiendo de la causa, además de la tos, se pueden tener los siguientes síntomas.

Tos y problemas de la piel y de los ojos 

Una reacción alérgica puede provocar tos y otros síntomas como:

Tos y problemas gastrointestinales 
Una infección viral o bacteriana puede provocar tos y síntomas gastrointestinales, como:

El reflujo puede provocar tos y también:

Tos y síntomas de la gripe 
La gripe puede provocar tos junto con los siguientes síntomas:

Tos y problemas de la respiración 
Los problemas de los bronquios y las enfermedades de las vías respiratorias pueden provocar tos seca, junto con los siguientes síntomas:

  • Respiración ruidosa
  • Sensación de presión en el pecho
  • Dificultad para respirar

La insuficiencia cardíaca, el derrame pericárdico y un infarto cardiaco inminente pueden provocar tos seca que va acompañada por:

 

Detener la tos seca gracias a la miel

La miel es beneficiosa para eliminar la tos seca ya que tiene una función expectorante, es decir:

  • Estimula la secreción de moco en el aparato respiratorio
  • Ayuda a diluir las secreciones
  • Estimula el movimiento de los cilios de la mucosa interna de los bronquios

La textura similar a la del jarabe y suave parece ser muy eficaz para reducir:

  • Irritación
  • Picor en la garganta

Además de esto, la miel tiene propiedades:

  • Antibacterianas
  • Antioxidantes

Un estudio científico realizado en 150 niños pequeños (más de dos años) y en adolescentes (de hasta 18 años) muestra que una cucharadita de miel antes de acostarse:

  • Es más eficaz en dar alivio contra la tos que algunos jarabes
  • No tiene contraindicaciones

Se puede mezclar una cucharadita de miel en un vaso de leche caliente y beber antes de acostarse.

Miel y limón
Se puede tomar la miel con zumo de limón para aliviar la tos. Para preparar este remedio hay que:

  • Hervir un limón entero durante unos minutos
  • Cuando el limón se enfría, exprimirlo y mezclar el zumo con una taza de miel
  • Se pueden beber una o dos cucharadas de esta mezcla cada cuatro horas.

Es especialmente útil en el caso de tos debida a una irritación severa en la garganta.

 

Tratamiento farmacológico para quitar la tos seca

Medicamentos antitusivos
El tratamiento de la tos seca implica el uso de supresores de la tos.
Estos medicamentos calman la tos debida a la inhalación de sustancias irritantes. La tos seca es el mecanismo del cuerpo para eliminar las partículas extrañas de los pulmones.

Cinfatos Expectorante (guaifenesina y dextrometorfano)
Esta es una marca comercial de jarabe para la tos que contiene los ingredientes que alivian la inflamación de la garganta.
Además, Cinfatos Expectorante contiene dextrometorfano, un fármaco conocido por su capacidad para calmar la tos.
Sin embargo, no se puede recetar a niños menores de 6 años de edad.

Pectox®
Pectox ® a menudo se utiliza para tratar la tos seca. Una tos persistente durante la noche puede impedir que el niño duerma. El jarabe que se receta a niños mayores de 12 años contiene dextrometorfano que calma temporalmente la tos durante 12 horas.

Dosificación de los medicamentos para la tos seca

Antes de empezar a tomar estos jarabes para la tos es necesario consultar a un médico.
Tomar el jarabe según la dosis correcta es la clave para deshacerse de la tos persistente.
El niño puede sufrir de efectos secundarios debido al uso excesivo del jarabe.

Antibióticos medicamentos, tos, antibióticos
En caso de infección bacteriana, el médico también puede prescribir antibióticos para eliminar las bacterias.

Broncodilatador
En caso de asma, el médico puede prescribir un broncodilatador, como el Ventolin (salbutamol) por inhalación.

 

Remedios naturales para la tos seca

A continuación, se mencionan unos de los remedios más eficaces para la tos seca, que también se pueden tomar durante el embarazo o durante la lactancia.
Si la causa es una infección, la tos seca se convierte en tos productiva al cabo de unos días, por lo tanto, en la segunda fase hay que cambiar el tratamiento.

  • El zumo de raíz de jengibre es muy eficaz en el tratamiento de la tos. Mezclar una cucharadita de zumo junto con una cucharadita de miel y pimienta negra molida. Beber el zumo de raíz de jengibre crudo alivia el dolor de garganta.
  • Tomar una cucharadita de miel con una pizca de pimienta blanca tres veces al día durante 4-5 días puede ayudar a prevenir y tratar la tos, especialmente la tos seca.
  • Se puede beber una mezcla de cúrcuma con agua caliente antes de ir a la cama para reducir la tos matutina. Para tratar la tos seca:
    • Calentar un trozo de raíz de cúrcuma a fuego lento
    • Esperar a que se enfríe
    • Después, molerla para transformarla un polvo
    • Se puede tomar este polvo con agua caliente o miel
  • Medio limón, miel y pimienta. Para la tos persistente, cortar un limón por la mitad y rellenar una mitad con miel y pimienta.
    Chupar el limón con frecuencia para reducir la tos.
  • Infusión de albahaca y miel. Una infusión de hojas de albahaca mezcladas con miel puede ser muy beneficioso para el dolor de garganta y la tos.
    Otra infusión que favorece el funcionamiento del aparato respiratorio se realiza con:

    • Clavos de olor
    • Anís
  • ¿Cómo se prepara una infusión?
    • Poner a hervir una taza de agua (350ml aproximadamente)
    • Esperar a que el agua se enfríe hasta llegar a alrededor de 70°
    • Colocar en un recipiente de vidrio o de cerámica las hierbas, hojas y flores en polvo
    • Verter el agua en el recipiente
    • Tapar el recipiente
    • Esperar 10 minutos
    • Beber toda la infusión para que no pierdan los principios activos que pueden evaporarse
  • Inhalaciones de vapor – también se pueden hacer inhalaciones con vapor de agua y esencia de limón.
  • Miel y zumo de naranja – para los niños, mezclar 2 cucharadas de miel en un vaso de zumo fresco de naranja y dárselo de beber al niño dos veces al día.
  • Jengibre y limón – tomar una infusión que se realiza hirviendo un trozo de jengibre, un limón cortado por la mitad, pimienta y miel, es uno de los mejores remedios caseros para la tos.
  • Cebolla para eliminar la tos – el zumo de la cebolla alivia la congestión del pecho y la irritación de la garganta.
    Hay que picar finamente las cebollas, extraer el jugo y tomarlo como remedio para la tos.
    El jugo de cebolla mezclado con miel también puede ser eficaz para fluidificar el moco y aliviar la tos.

Otros remedios caseros para la tos seca

  • Gárgaras con agua salada. Hacer gárgaras con agua salda dos veces al día,
  • Ajo. Comer ajo crudo o una cucharada diaria de una mezcla realizada con ajo y aceite de oliva. Para preparar la mezcla hay que picar finamente varios dientes de ajo y añadir el aceite de oliva hasta que la mezcla se adense como si fuera un jarabe.
    Tomar este medicamento dos veces al día para calmar la tos.
  • Jarabe de bava de caracol. Un remedio natural muy bueno es el jarabe con extracto de baba de caracol y zumo de frambuesa. Este jarabe se encuentra en los herbolarios y en las farmacias. Hay que tomar 3-4 cucharaditas al día entre las comidas.

Humidificador
Es aconsejable mantener la humedad en el aire, cuando la calefacción está puesta hay que tener un humidificador en las habitaciones.
El aire seco puede empeorar la tos.
Es suficiente colocar dos vasos de agua cerca del radiador.

 

¿Durante cuánto tiempo dura? Pronóstico del paciente con tos seca

La duración de la tos es variable y depende del trastorno que la provoca, puede ser aguda (por ejemplo, en caso de infección), y por lo tanto tarda aproximadamente una semana en desaparecer o puede ser crónica (como en caso de asma) y dura meses o años.