Cáncer de mama: diagnóstico y pronóstico

Diagnóstico del cáncer de mama

La autoexploración con palpado es muy importante, por lo tanto, las mujeres deberían realizarlo una vez al mes durante toda la vida.

Debe realizarse 4 o 5 días después de que haya terminado la menstruación, las mujeres deben palparse el seno para detectar posibles:

  1. Nódulos
  2. Retracción de la piel
  3. Cambios del color del pezón
  4. Secreciones

El examen clínico es importante para realizar la valoración del paciente, pero el examen más eficaz es la mamografía.
Las mujeres deben someterse a una mamografía por primera vez después de los 40 años de edad (no debe realizarse antes de esta edad, debido a que los resultados son confiables solo si el examen se realiza en senos “claros”, es decir, con tejido adiposo), puede realizarse antes si la mujer:

  • Tiene antecedentes familiares
  • Presenta signo clínicos de la enfermedad
mamografía, cáncer de mama

Mamografía – cáncer de mama

Exámenes diagnósticos por imágenes

Las pruebas y los exámenes clínicos utilizados para diagnosticar y monitorear a los pacientes con cáncer de mama son:

  • Mamografía, se trata de un examen radiológico y es la prueba estándar para examinar la mama y para diagnosticar el cáncer. Si en la imagen hay opacidades, es necesario realizar otras exámenes adicionales.
  • Ecografía – con la ecografía se pueden ver los ganglios linfáticos de las mamas, axilas, cuello y tórax. La ecografía muestra si un nódulo y los ganglios linfáticos contienen material sólido o líquido: si contienen líquido se trata de un quiste.
    Este examen permite observar las micro calcificaciones.
    La ecografía con doppler muestra la vascularización del nódulo.
  • Resonancia magnética (RM), que identifica muy bien el nódulo y permite saber si es benigno o maligno. La resonancia magnética también permite detectar los vasos sanguíneos que llegan hasta el tumor, permitiéndole que crezca.
    Este examen se realiza en las mujeres con antecedentes familiares de cáncer de seno y en las mujeres a las que anteriormente se les ha diagnosticado cáncer de mama en la juventud. Se trata de un examen detallado que examina ambos senos y es muy eficaz en caso de tumores lobulares. Se realiza en todas las mujeres que se han sometido a una quimioterapia preoperatoria.
  • TAC para ver si el cáncer se ha diseminado.
  • PET, el médico inyecta un fármaco radioactivo para ver si el cáncer se ha propagado hasta los ganglios linfáticos o para detectar si hay metástasis lejanas. Este examen se realiza para saber la etapa del cáncer.

Biopsia
Biopsia de mama, consiste en la aspiración con una aguja de biopsia para extraer las células anormales. Se realiza con la guía ecográfica o estereotáctica (de la mamografía).

Entre las últimas innovaciones en el diagnóstico del cáncer de mama, encontramos la biopsia con mammotome. Se trata de una biopsia quirúrgica que se realiza por medio de una máquina computarizada que localiza el tumor y extrae el tejido sospechoso.
El tejido mamario se extirpa y se analiza en laboratorio.

Otros exámenes que pueden realizarse:

galactografía

Galactografía

  1. Galactografía: se inyecta un medio de contraste en los ductos galactóforos. Se realiza cuando las mujeres presentan secreciones del pezón. Por lo general, la causa es un papiloma que crece en uno de los ductos: una lesión benigna que provoca sangrado en las mujeres que han tenido un embarazo o que han amamantado al seno. La galactografía permite observar con claridad el papiloma. El médico recomienda extirpar esta formación ya que en algunas ocasiones, después de los 40 años de edad, puede transformarse en un tumor maligno.
  2. Citología de mama: se realiza en caso de secreciones del pezón y también es muy importante para examinar los nódulos a través de una biopsia aspiración con aguja. Si es posible, es mejor realizar un examen histológico por medio de una biopsia mammotome.
    Este examen se realiza con anestesia local.
    Se introduce una aguja de 12-14 Gauge (2,5 mm de diámetro aproximadamente), guiada por un ordenador, en la lesión detectada a través de la radiografía. Un sistema de aspiración (VABB – Vacuum Assisted Breast Biopsies) permite tomar una muestra cilíndrica de tejido para el examen histológico.
  3. Biopsia quirúrgica: se realiza únicamente cuando los otros exámenes (aspiración con aguja o biopsia con aguja) no proporcionan buenos resultados.
  4. Biopsia del pezón: además de la ecografía y de la mamografía, que en ocasiones pueden tener resultados negativos, también se puede realizar una biopsia del pezón (punción cutánea) si se sospecha que se trate de la enfermedad de Paget.
biopsia aspiración con aguja guiada para mamografía

Biopsia aspiración con aguja guiada para mamografía

Metástasis – se encuentran principalmente en los huesos, en los pulmones y en el hígado, luego se difunden hasta el cerebro. Por esta razón, para conocer la etapa del cáncer siempre se realizan:

  1. Radiografía del tórax
  2. Cintigrama óseo
  3. Ecografía hepática

Hiperexpresión de HER2 con inmunohistoquímica
Es necesario medir la cantidad de proteínas producidas por el gen HER2 que se encuentran en la membrana celular.
Todas las células epiteliales poseen esta proteína pero en cantidades mínimas (es normal detectar una cantidad mínima en el examen), por lo que se debe analizar:

  1. Intensidad de la coloración inmunohistoquímica
  2. Si la coloración se observa en toda la membrana celular o solo en una parte

Para realizar el diagnóstico, es necesario distinguir 4 grados de positividad al gen HER2 según la intensidad de la coloración:

Grado Coloración
0 No se observa ninguna coloración
1+ La membrana celular no está colorada completamente. No hay hiperexpresión del gen.
2+ La coloración de la membrana es completa, pero leve. Es necesario un analizar detalladamente el gen y no solo la proteína producida por la hiperexpresión del gen.
3+ Se trata de una reacción positiva. La coloración afecta a toda la membrana y es muy intensa.

cáncer de mama, grado HER2

Grado, HER2, cáncer de mama

Existen carcinomas difíciles de diferenciar que son similares a los sarcomas, estos carcinomas son de alto grado y no suelen tener:

  1. Receptores estrogénicos y progesterónicos
  2. Hiperexpresión del gen HER2

Para saber si un carcinoma triple negativo es un sarcoma, es necesario realizar exámenes para la detección de citoqueratina (una proteína de las células epiteliales), la presencia de esta proteína significa que el tumor es un carcinoma.

Examen del ganglio centinela con biopsia ecoguiada o con guía gammagráfica.

La Biopsia del ganglio linfático centinela es la forma más común para comprobar si los ganglios linfáticos axilares se ven afectados por el cáncer.
Las investigaciones han demostrado que este método es muy útil para evaluar la condición del primer ganglio linfático de la cadena linfática.

Si el primer ganglio linfático de la cadena es negativo, existe la posibilidad de que los demás también lo sean.
La biopsia del ganglio centinela ha permitido diagnosticar correctamente el estado de los ganglios linfáticos en el 97% de las mujeres con cáncer.
Siempre existe la posibilidad de no diagnosticar un ganglio positivo (falso negativo), que es alrededor del 7%.

 

¿Cómo prevenir el cáncer de mama?

Edad en años Examen
20-30 Autoexploración
30-40 Examen clínico de senos anualmente y ecografía con regularidad
40 Primera mamografía
40-45 Si la primera mamografía resulta negativa, es necesario repetirla al cabo de 2 o 3 años
45-75 Cribado cada año o cada dos años, dependiendo de la persona
> 75 Controles médicos con regularidad

No se debe subestimar la gravedad de la mastitis en las mujeres debido a que bajo la mastitis podría haber un tumor, por lo tanto, el médico puede solicitar:

  1. Mamografía
  2. Ecografía
  3. Biopsia aspiración con aguja

Seguimiento/controles posoperatorios para el cáncer de mama

Después de una cirugía de un carcinoma invasivo o infiltrante de mama, los pasos a seguir pueden incluir los siguientes exámenes:

  • Exploración física cada 4 o 6 meses durante 5 años y anualmente desde entonces.
  • Después de una nodulectomia o una cirugía de mama, se puede programar una mamografía de la mama afectada seis meses después del final de la radioterapia, a continuación, una mamografía cada año en ambos senos.
  • Después de una mastectomía, se tendría que realizar una mamografía cada año.
    Para las pacientes con alto riesgo de desarrollar otro cáncer de mama a causa de la historia familiar o de una prueba genética positiva a las mutaciones BRCA1 o BRCA2, el médico puede recomendar una resonancia magnética de mama, además de la mamografía anual.
  • Según la American College of Obstetricians and Gynecologists, las mujeres que toman tamoxifeno deben someterse a control médico con regularidad debido a que este medicamento puede aumentar el riesgo de cáncer de útero. Cualquier síntoma inusual, como un sangrado anormal, debe ser reportado inmediatamente al médico. Las mujeres en edad fértil no tienen un riesgo más alto de desarrollar un tumor del endometrio, por lo tanto, no deben realizarse controles médicos adicionales.

 

Pronóstico del paciente con cáncer de mama según los ganglios linfáticos

El pronóstico del cáncer de mama depende de varios factores, como la presencia de células cancerosas en los ganglios linfáticos.

  • Si el primer ganglio linfático es negativo significa, con probabilidad muy alta, que los demás ganglios linfáticos no tienen cáncer
  • Si el primer ganglio linfático es positivo significa que los demás ganglios linfáticos de la cadena podrían verse afectados por la enfermedad

 

Cáncer de mama femenino y masculino: clasificación causas y síntomas