Nódulo de mama – ¿Cuándo hay que preocuparse?

Los nódulos de mama son un problema frecuente y pueden tener varias causas.
Aunque la mayoría de los nódulos no son un cáncer de mama, las posibles alteraciones inusuales de la glándula mamaria deben ser examinadas por un médico cuanto antes.

Hay varios tipos de nódulos benignos de mama.
Según el tipo pueden tener un aspecto o una consistencia diferente.

El tejido mamario sufre muchos cambios durante la vida de una mujer.

Las alteraciones más frecuentes se producen durante el ciclo menstrual a causa de los cambios en los niveles de las hormonas estrógenos y progesterona, especialmente:

  • Durante la ovulación
  • Antes de la llegada de la menstruación

Por ejemplo, las niñas de 8 años pueden notar la formación de un pequeño nódulo benigno de mama bajo la aureola (botón mamario), es un signo precoz de la pubertad.
Al revisar el seno al cabo de 6 o 12 meses, el nódulo debería haber desaparecido.

Una lesión en la región del tórax puede causar una hinchazón (por ejemplo un hematoma) similar a los nódulos de mama.

 

Tipos de nódulos de mama pequeños

Hay muchos tipos de masas de mama, peligrosas o inofensivas.

Sólo el carcinoma de mama se considera canceroso, los otros tipos no son malignos y pueden tratarse fácilmente.

A continuación se mencionan los tipos de nódulos de mama.

Quiste simple de mama, puede estar ubicado:

  • Cerca de la superficie
  • Profundamente, cerca de la pared torácica

A menudo su tamaño aumenta antes de la menstruación y se reduce después de la menstruación.
Puede estar causado por un conducto galactóforo dilatado.

En general, el nódulo de un quiste es:

  • Móvil
  • Redondo
  • Liso
  • Blando y ligeramente elástico
  • Grande o pequeño

La persona puede sentir que el área circundante duele.
Se utiliza una aguja para drenar el quiste si éste no desaparece por sí solo.
Si el quiste no vuelve a aparecer, no se requieren otros tratamientos.

Cambios fibroquísticos: se trata de nódulos benignos que se forman en ambas mamas.
Están causados por los cambios hormonales durante el ciclo menstrual.
Los nódulos pueden crecer y se puede sentir que duelen antes de la menstruación, debido a que las hormonas causan la dilatación de los vasos sanguíneos y de las glándulas del tejido mamario.
En algunos casos, se observan secreciones de las mamas.

Los nódulos pueden ser:

  • Redondos
  • Duros
  • Dolorosos
  • Elásticos al tacto
  • Protuberancia grande y que se observa a simple vista o pequeña

Se pueden tomar analgésicos sin receta para aliviar el dolor provocado por esta afección.
En algunos casos, puede ser útil someterse a:

  • Extirpación quirúrgica de los nódulos, aunque pueden formarse nuevamente
  • Terapia hormonal, con fármacos que limitan el efecto de las hormonas femeninas, por ejemplo el tamoxifeno

Papilomas intraductales
Un papiloma es un tumor benigno que se desarrolla en un conducto galactóforo. Por lo general, se forman en la zona posterior de la areola. Los papilomas pueden ir acompañados de sangrado por el pezón.

Fibroadenomas: se trata de nódulos que se forman cerca de la superficie de la mama y se pueden sentir fácilmente.
A menudo, se desarrollan en:

  • Chicas adolescentes
  • Mujeres jóvenes

Los nódulos de mama durante el embarazo pueden ser de este tipo.
El fibroadenoma es:

  • Duro
  • Liso

Entre los síntomas de tumor benigno de mama se encuentra la presencia de una masa que:

  • Se mueve fácilmente
  • No suele ser dolorosa

A veces, se desaparece por sí solo, el nódulo puede reabsorberse.
En algunos casos, puede ser necesaria una extirpación quirúrgica del nódulo, sobre todo si:

  • El nódulo mide más de 4 cm
  • El diagnóstico de fibroadenoma no ha sido confirmado
  • La paciente tiene un factor de riesgo alto para el cáncer de mama (edad o antecedentes familiares de cáncer)

Infección de mama: puede estar causada por:

  • Bacterias
  • Traumatismo (por ejemplo por una cirugía)
  • Obstrucción de conducto galactóforo inflamado (mastitis) durante la lactancia

Los síntomas de la infección de mama son:

Es importante entender si el dolor de mama y la piel enrojecida (eritema) se deben a la infección de mama o si se trata de una forma rara y agresiva de un tumor maligno: carcinoma inflamatorio.

La necrosis grasa del seno – se refiere a la muerte del tejido adiposo del seno.
La necrosis está causada por una lesión de mama como consecuencia de:

  • Accidente
  • Cirugía

Entre los síntomas se encuentran:

  • Dolor de mama que depende del tipo de lesión. Una lesión reciente  puede causar más dolor respecto a una lesión precedente
  • Moretones en el seno afectado
  • Enrojecimiento

Causas menores de nódulos en el seno

  • Lipoma, es un crecimiento benigno de grasa que forma un nódulo superficial y es móvil
  • Absceso de mama, es la consecuencia de una infección bacteriana que no ha sido tratada y a la acumulación de pus debajo de la piel que provoca dolor
  • Hematoma, es una acumulación de sangre
  • Traumatismos en el seno a causa de un accidente
  • Cicatrices en el seno resultantes de una cirugía anterior

 

Calcificaciones en el seno

Las calcificaciones son una acumulación de calcio que se forman paulatinamente a medida que pasa el tiempo.
Se pueden formar en cualquier parte del cuerpo, incluso en el seno.
Se forman con mayor frecuencia cerca de la superficie, en un conducto galactóforo dilatado, por lo general en las mujeres mayores de 50 años.

Las calcificaciones pueden ser:

  • Inofensivos, si son redondeados y dispersos
  • Signo de un tumor, si son de forma irregular y se encuentran en grupo

El tratamiento depende de la causa de las calcificaciones.
Si las calcificaciones son un signo del carcinoma de mama, pueden extirparse quirúrgicamente y la paciente puede someterse al tratamiento contra el cáncer de mama.

 

Nódulo de mama maligno ¿Cuándo hay que preocuparse?

Un nódulo maligno se compone de células cancerosas que pueden multiplicarse y difundirse en todo el cuerpo poniendo en riesgo la vida de la mujer.

Al palpar un nódulo maligno, este se siente:

  • Muy duro
  • Inmóvil (no se mueve)
  • Con bordes irregulares y desiguales

Se desarrolla con mayor frecuencia en las mujeres:

  • En edad adulta (mayores de 30 años)
  • Cercanas a la menopausia
  • En la postmenopausia, sobre todo las mujeres que se someten una terapia hormonal

Se puede localizar:

  • Cerca de la superficie
  • En el interior de la mama

Por lo general, un tumor maligno de mama está vascularizado (cuando tiene vasos sangre que le proporcionan oxígeno y nutrientes), esto permite que las células crezcan y que se propaguen a otras partes del cuerpo.
Las mujeres adultas tendrían que someterse a un examen de mama a intervalos regulares. Es importante buscar posibles nódulos o alteraciones del seno por medio de la autoexploración mamaria.

 

Nódulo en el seno: diagnóstico y tratamiento