Neuralgia del trigémino

La neuralgia del trigémino es una enfermedad que causa dolores recurrentes muy fuertes en algunas partes de la cara.

 

Anatomía: El nervio trigémino es el quinto par de nervios craneales, se divide en tres  porciones principales:

  • ñ Nervio oftálmico (frente,  sienes, ojos y cuero cabelludo)
  • ñ Nervio maxilar (mandíbula, mejilla, parte externa de la nariz,  labio superior, paladar, dientes y encías superiores),
  • ñ Nervio mandibular  (labio inferior, encía inferior, arco dental inferior y  borde de la lengua).

neuralgia, trigémino

Este nervio recibe señales sensoriales de las regiones superficiales y profundas de la cara y controla los músculos de la masticación.

 

Si se sufre de neuralgia del trigémino, incluso una estimulación suave de la cara como cepillarse los dientes o maquillarse puede desencadenar una sacudida de dolor insoportable.

Inicialmente podría haber sólo ataques cortos y suaves, pero la neuralgia del trigémino puede progresar causando ataques más largos y frecuentes de dolor ardiente.

Esta enfermedad afecta más a las mujeres que a los hombres.

Por lo general afecta a personas mayores de 50 años, es rarísimo en los niños y en los jóvenes.

Neuralgia significa dolor procedente de un nervio.

Este problema es raramente bilateral, casi siempre afecta un solo lado de la cara.

 

Tipos de neuralgia del trigémino

  1. Los pacientes con neuralgia del trigémino de tipo I experimentan una aparición de los síntomas como un ” dolor muy fuerte que aparece de repente”

El dolor dura sólo unos pocos segundos a la vez y puede ocurrir varias veces al día.

Incluso si los ataques se hacen más frecuentes, el dolor es siempre similar a una descarga y nunca es constante.

Aunque los ataques a menudo pueden ocurrir espontáneamente , los pacientes con el tipo 1 en general dicen que hay ciertos factores desencadenantes como el viento frío, comer, beber o limpiarse la cara.

Además, los pacientes con neuralgia del trigémino de tipo I pueden notar remisiones espontáneas de los síntomas que duran días o semanas.

Estos períodos sin dolor se hacen más cortos y menos frecuentes con el tiempo.

 

 

 

  1. Una forma menos común de la enfermedad se denomina neuralgia del trigémino atípica (de tipo 2).

Esta variante puede tener algunas características de la neuralgia del trigémino de tipo 1 (como el dolor repentino y muy intenso), pero también otros síntomas: dolor constante y ardor.

Los pacientes con neuralgia del trigémino de tipo 2b tienen un inicio más insidioso de dolor.

En lugar de sentir una sacudida de dolor que comienza repentinamente, los pacientes piensan que tienen un dolor de muelas o una sinusitis durante muchos meses antes de recibir un diagnóstico de dolor de tipo neurológico.

Al igual que en el caso de la neuralgia del trigémino de tipo I, los síntomas son extremadamente debilitantes.

El pronóstico después de la cirugía para la neuralgia del trigémino atípica es menos favorable con respecto a los pacientes que sufren de neuralgia del trigémino de tipo 1.

 

Síntomas de la neuralgia del trigémino

 

  • La inflamación del nervio trigémino causa dolores repentinos que se originan a partir de una o más ramas del nervio trigémino. Los dolores por lo general son muy intensos.

La segunda y la tercera rama son las más afectadas. Por lo tanto, por lo general el dolor de cabeza se localiza alrededor de la mejilla, de la mandíbula, o ambas.

La primera rama se ve menos afectada, el dolor sobre la frente y alrededor del ojo es menos frecuente.

  • El dolor es punzante como una descarga eléctrica, penetrante, agudo, o similar a una puñalada.

Por lo general, dura unos pocos segundos, pero puede llegar a dos minutos. El dolor puede ser tan repentino y severo que el paciente puede saltar o hacer una mueca de dolor.

El tiempo entre cada sacudida podría ser de minutos, horas o días.

  • A veces el dolor se repite en rápida sucesión.

Después de un ataque, se podría sentir un dolor sordo y un entumecimiento en la zona afectada que se alivia rápidamente.

Los puntos dolorosos son a menudo alrededor de la nariz y de la boca.

 

Por lo general, un dolor constante en la cara no es una característica de la neuralgia del trigémino.

También los acúfenos o tinnitus no son causados por esta neuralgia.

El dolor puede ser desencadenado tocando algunos puntos en la cara, o incluso por un golpe de aire.

En raras ocasiones los síntomas aparecen durante la noche.

 

A causa de éstos, algunas personas no se lavan los dientes o no se afeitan por temor a causar las descargas.

Comer, hablar, fumar, lavarse los dientes, o tragar pueden causar el dolor.

Algunos pacientes se quejan de dolor en avión, éste puede ser causado por el frío (por lo general la temperatura es más baja).

Además de los ataques de dolor, normalmente no hay ningún otro síntoma, el nervio funciona normalmente y el examen de un médico no encontraría ninguna anormalidad.

 

Causas de la neuralgia del trigémino (o inflamación del nervio trigémino)

Aproximadamente 9 de cada 10 casos son causados por la presión de un vaso sanguíneo en la raíz nerviosa dónde éste sale del cerebro a través del cráneo. Sin embargo, no se sabe por qué un vaso sanguíneo comienza a presionar sobre el nervio trigémino en edad adulta o durante la vejez.

Se cree que la causa es un aneurisma, es decir, el vaso sanguíneo se hincha en una zona   y causa la compresión.

En raras ocasiones la neuralgia del trigémino es el síntoma de otra enfermedad.

Por ejemplo, esta enfermedad puede desarrollarse a causa de un cáncer, la esclerosis múltiple o una anomalía de la base del cráneo. En algunos casos la causa es desconocida.

 

 

¿Cuál es el médico especialista a quien recurrir? Diagnóstico de la neuralgia del trigémino

 

El médico indicado es el neurólogo, diagnostica la neuralgia del trigémino basándose en los síntomas y excluyendo otras enfermedades ya que no hay una prueba específica que permite diagnosticar este problema.

Otras enfermedades que se excluirán en el diagnóstico diferencial son:

  • Esclerosis múltiple
  • Neuralgia pos-herpética (es decir, después de sufrir de Herpes Zóster)
  • Sinusitis
  • Cefalea en racimos (causa también lagrimeo)
  • Arteritis de células gigantes (o de la temporal)
  • Problemas de los dientes (por ejemplo, periodontitis o alveolitis post-extracción)
  • Tumor que presiona contra el nervio
  • Problemas de la articulación temporomandibular.

 

La prueba instrumental más indicada es la resonancia magnética que permite ver si un vaso sanguíneo o un tumor comprime el nervio.

 

 

 

Tratamiento de la neuralgia del trigémino

El tratamiento de la neuralgia del trigémino por lo general comienza con los medicamentos, la mayoría de las personas no necesitan otros tratamientos.

Sin embargo, con el tiempo, algunas personas con este problema podrían dejar de responder a los medicamentos, o podrían ocurrir efectos secundarios desagradables.

Para estos pacientes, las otras opciones de tratamiento son las inyecciones o la cirugía.

Si el problema se debe a otra causa, como la esclerosis múltiple, el médico debe tratar la enfermedad subyacente.

 

 

 

 

Los fármacos para la neuralgia del trigémino

 

Para el tratamiento de la neuralgia del trigémino, el médico generalmente prescribe medicamentos para disminuir o bloquear las señales de dolor enviadas al cerebro.

Durante el embarazo hay que hablar con el médico antes de tomar cualquier medicamento.

 

Anticonvulsivos

Los médicos suelen recomendar la carbamazepina para la neuralgia del trigémino y se ha demostrado ser eficaz en el tratamiento de esta enfermedad.

La oxcarbazepina (Cinfa) es un anticonvulsivo que se puede utilizar para tratar la neuralgia del trigémino.

Otros medicamentos pueden ser útiles incluyendo clonazepam (Rivotril), pregabalina (Lyrica) y gabapentina (Aurobindo).

Fármacos antiespasmódicos

Medicamentos relajantes musculares como el baclofeno (Lioresal) pueden ser tomados solos o en combinación con la carbamazepina. Los efectos secundarios incluyen: confusión, náusea y somnolencia.

Corticoides

Los médicos a menudo recetan medicamentos de cortisona para el dolor, los beneficios son de poca importancia, además hay muchos efectos secundarios.

 

 

Cirugía para la neuralgia del trigémino

 

El objetivo de la cirugía es detener la compresión del nervio trigémino causada por un vaso sanguíneo o cortar el nervio para impedir el envío de las señales de dolor al cerebro.

La cirugía se realiza bajo anestesia general, el cirujano realiza la abertura de un agujero en el cráneo (llamado craneotomía) y requiere una estancia en el hospital de 1 o 2 días.

 

 

  • La descompresión microvascular (DMV) es una cirugía para mover suavemente el vaso sanguíneo y reducir la compresión sobre el nervio.

Una abertura de unos pocos centímetros en el cráneo detrás de la oreja se llama craneotomía.

Esta incisión expone el nervio trigémino y sus conexiones con el tronco cerebral. Un vaso sanguíneo (raramente un tumor) puede comprimir el nervio. Después de la liberación del nervio, se inserta una pequeña esponja de teflón para separarlo del vaso sanguíneo. La esponja queda en el cerebro para siempre.

La cirugía de descompresión microvascular proporciona un alivio inmediato en el 95% de los pacientes. En el 20% de los casos ocurre una recidiva del dolor dentro de 10 años. La principal ventaja de la DMV es que por lo general no causa entumecimiento facial. Las principales desventajas son los riesgos de la anestesia y los mismos de otras cirugías cerebrales.

  • Rizotomía – es el corte irreversible de la raíz del nervio trigémino y su conexión con el tronco del encéfalo. El cirujano hace una pequeña incisión en la parte posterior del cráneo. Una sonda de estimulación se utiliza para identificar la raíz del nervio motor. La raíz motora principal que controla los músculos de la masticación debe ser preservada. Las fibras sensoriales que transmiten las señales de dolor al cerebro se cortan. El nervio cortado causa entumecimiento facial permanente y debe ser considerado sólo para el dolor recurrente que no haya respondido a otros tratamientos.

 

FOTOS: cerebro, mandíbula, quijada, ojo

 

 

 

 

Cirugía percutánea ambulatoria para la neuralgia del trigémino

 

Los procedimientos percutáneos son técnicas mínimamente invasivas para alcanzar el nervio trigémino a través de la cara sin una incisión de la piel o abertura del cráneo. Se llevan a cabo con una aguja hueca que se inserta en el trigémino a través de la piel (percutánea) de la mejilla, en la base del cráneo. El objetivo de los procedimientos de rizotomía o inyección es el daño de una zona del nervio trigémino para detener el envío de señales dolorosos al cerebro.

En general, estos procedimientos se llevan a cabo de forma ambulatoria bajo anestesia local y sedación leve.

Los pacientes regresan a casa el mismo día.

 

  • Rizotomía por radiofrecuencia (PSR), utiliza el calor para destruir selectivamente algunas de las fibras del nervio trigémino que causan el dolor. Después de la anestesia, una aguja hueca y un electrodo se insertan a través de la mejilla y del nervio. Se despierta al paciente y se pasa una corriente baja a través del electrodo para estimular el nervio. Sobre la base de lo que dice el paciente, el cirujano posiciona el electrodo de manera que el hormigueo se produzca en la zona de los ataques dolorosos. Cuando se identifica el área que causa el dolor, se adormece al paciente otra vez y el médico transmite una corriente de calentamiento a través del electrodo para dañar solo aquella porción del nervio.

El PSR da alivio inmediato del dolor para el 98% de los pacientes. Aproximadamente el 20% de los pacientes experimenta una recidiva de dolor dentro de 15 años. Las complicaciones pueden incluir: visión doble, debilidad de la mandíbula, pérdida del reflejo corneal, dificultad para masticar, disestesia o entumecimiento facial parcial en el área donde había dolor.

  • La inyección de glicerol es similar a PSR porque una aguja hueca se inserta a través de la mejilla en el nervio.

La aguja se coloca en la cisterna trigeminal (una zona que contiene fluido en el ganglio).

El glicerol se inyecta en la cisterna para dañar algunas fibras del nervio trigémino que causan el dolor. Como no se puede ver con precisión el área donde llega el glicerol, los resultados son bastante impredecibles.

La inyección de glicerol da un alivio inmediato del dolor en el 70% de los pacientes. Aproximadamente el 50% de los pacientes experimenta la recidiva de dolor dentro de 3-4 años. Al igual que con el PSR, el entumecimiento facial parcial es posible y las complicaciones son similares.

  • La compresión con globo es similar al PSR porque una aguja hueca se hace pasar a través de la mejilla hasta el nervio. Esta cirugía se realiza bajo anestesia general. El cirujano inserta un globo en el nervio trigémino a través de un catéter. El globo se infla a nivel de las fibras que causan el dolor. El globo comprime el nervio, dañando las fibras que causan dolor. Después de unos minutos el globo y el catéter se quitan.

La compresión del globo da alivio inmediato del dolor en el 80% de los pacientes. Alrededor del 20% de los pacientes experimentan una recidiva dentro de 3 años. Las complicaciones pueden incluir entumecimiento leve, dificultad para masticar o visión doble.

 

 

La neurectomía puede llevarse a cabo en las ramas del nervio mediante su exposición a través de una pequeña incisión.

El corte del nervio supraorbital (trigémino rama V – 1) puede ser aconsejado si el dolor está aislado en la zona sobre la frente.

El corte del nervio infraorbital (rama V – 2) se puede realizar si el dolor se limita al área bajo el ojo a lo largo del pómulo superior.

El corte del nervio provoca pérdida de sensibilidad facial completa en la región inervada por el trigémino.

 

Radiocirugía para la neuralgia del trigémino

 

El objetivo del tratamiento con radiaciones es lesionar la raíz de nervio trigémino para interrumpir las señales de dolor que van hacia el cerebro.

La radiocirugía estereotáctica es un procedimiento ambulatorio no invasivo que utiliza haces de radiación para destruir algunas fibras del nervio trigémino.

Una máscara estereotáctica se fija en la cabeza del paciente para localizar con precisión el nervio de acuerdo con las imágenes de la resonancia magnética y para mantener la cabeza completamente inmóvil durante el tratamiento.

 

Los haces de radiación altamente enfocados se dirigen a la raíz del nervio trigémino.

En las semanas después del tratamiento, una lesión (herida) se desarrolla gradualmente en el punto en que la radiación ha sido dirigida.

Una mejoría del dolor no se produce inmediatamente sino que gradualmente con el tiempo. Alrededor del 50% de los pacientes experimenta una reducción del dolor en 4 semanas; el 75% de los pacientes mejora en 8 semanas.

Los pacientes siguen tomando el medicamento durante un poco de tiempo después del tratamiento para reducir el dolor, mientras que la radiación hace efecto.

El setenta por ciento de los pacientes no tiene dolor durante dos años.

En aproximadamente el 50% de los pacientes, el dolor vuelve a aparecer de 3 a 5 años después del tratamiento.

Las complicaciones incluyen el entumecimiento facial y el ojo seco.

 

 

Remedios y tratamientos naturales para la neuralgia del trigémino

 

Acupuntura

La acupuntura para la neuralgia del trigémino es un importante tratamiento analgésico y anti-inflamatorio, además no causa efectos secundarios como los medicamentos.

El beneficio de este tratamiento no se limita a la reducción del dolor, sino que tiene también el efecto de relajación muscular y anti-inflamatoria.

Algunos pacientes sensibles a este tratamiento logran reducir la dosis de los medicamentos y los síntomas.

 

Osteopatía

Debido a que algunos nervios cervicales tienen conexiones con el nervio trigémino, el cerebro puede “confundirse” y confundir el dolor cervical con el dolor facial, por lo tanto se aconseja tratar el cuello con la osteopatía para reducir el dolor.

 

Hielo

El hielo puede reducir temporalmente el dolor porque adormece el nervio, pero no es un tratamiento.

 

Alimentos y dieta para la neuralgia del trigémino

 

Los nervios necesitan vitaminas para su salud, especialmente la tiamina (vitamina B1).

Es aconsejable ingerir estas sustancias con una dieta vegana saludable, en lugar de ingerir suplementos preparados en laboratorio.

 

 

 

¿Cuánto dura? El pronóstico

 

Por lo general, este problema es de larga duración y no desaparece sin el tratamiento.

    Artículos Relacionados Este artículo contiene información general que no se sustituye al examen médico, no se puede utilizar para diagnosticar o establecer un tratamiento. Hable con su médico antes de seguir las instrucciones contenidas en el sitio.