Nevus melanocítico

 

¿Qué es un nevo o nevus?

Los nevos son lesiones cutáneas muy frecuentes.

El término correcto es nevus melanocítico ya que tienen su origen en la proliferación de melanocitos, las células responsables de la pigmentación.
Si es marrón, negro o de otros colores, se denomina nevus pigmentado.
El nevo es un crecimiento benigno (inofensivo), si bien a veces puede aparecer un melanoma (nevus maligno) en el interior de un nevo.


Los nevos pueden derivar de otras células de la piel (por ejemplo, los nevos vasculares se forman a partir de los vasos sanguíneos), aunque solo los relacionados con los melanocitos se conocen como nevos.

 

¿Qué aspecto tienen los nevos?

Los nevos pueden ser elevados o planos.
Varían dependiendo del color, del rosa o color de la piel al marrón oscuro o negro.
Generalmente tienen forma redonda u ovalada, aunque a veces pueden tener un aspecto inusual.
El tamaño de su diámetro varía desde unos milímetros hasta varios centímetros.
El número de nevos de una persona depende de factores genéticos y de la exposición al sol.
Las personas con muchos nevos presentan un mayor riesgo de desarrollar un melanoma en relación a las que tienen pocos nevos.

 

¿Cuándo aparecen los nevos?

Algunos nevos son de nacimiento (congénitos).
Se manifiestan con frecuencia durante la infancia o la juventud, en cuyo caso se denominan adquiridos.
La exposición al sol, las quemaduras solares y no solares aumentan el número de nevos.
Los adolescentes y los jóvenes tienen un mayor número de nevos, pero a veces algunos desaparecen con el tiempo.

 

Tipos de nevos melanocíticos

La clasificación convencional de los nevos melanocíticos depende de:

  1. El aspecto bajo el microscopio (dermatopatología),
  2. La zona de la piel en la que aparecen,
  3. La profundidad.

 

Nevo junction o de la unión

Los nevos de la unión son grupos o nidos de células del lunar que se sitúan en la unión entre la epidermis (capa externa de la piel) y la dermis (capa interna).
Estos nevos son planos y de color.

Nevo dérmico
Las células de los nevos cutáneos o intradérmicos se encuentran en la dermis.
Se trata de crecimientos gruesos que, por lo general, sobresalen en la superficie de la piel (nevo papilomatoso).
Pueden ser pigmentados o del color de la piel.

Nevo combinado
El nevo combinado combina dos tipos diferentes de nevus dentro de la misma lesión cutánea, entre los que se encuentran los nevus comunes, los nevus azules y los nevus de Spitz.
Existe una nueva clasificación de nevus melanocíticos que se basa en su aspecto en dermatoscopia, una técnica utilizada por los dermatólogos para evaluar la estructura de los nevus mediante un dispositivo de aumento portátil.

Nevo reticular
Los nevos reticulares revelan una retícula de líneas marrones entrelazadas.

nevus, compuestoNevo compuesto
En caso de nevo compuesto, las células del nevo se encuentran en la unión dermo-epidérmica y en el interior de la dermis.
Este tipo de nevus presenta una zona central elevada y puede estar rodeado por una pigmentación plana.

Nevo globular
Los nevos globulares presentan estructuras ovales y marrones añadidas.

Nevo azul
El nevo azul es una lesión cutánea con una estructura uniforme de color azul acero.

Nevus estrellado (explosión de estrella)
Los nevos estrellados presentan líneas radiales alrededor de la periferia de la lesión.

Nevus facial
Los nevos faciales forman una especie de red alrededor de los folículos pilosos.

Nevo acral
El nevo acral se encuentra en las palmas de las manos y las plantas de los pies y está formado por líneas paralelas.

Nevus con características particulares
Los nevus con características particulares incluyen el nevo con eczema y el nevus halo.

Nevo sin clasificar
El nevus sin clasificar no encaja en ninguna de estas categorías.

 

                                                  Tipos de nevus melanocíticos congénitos

Se trata de un nevus hiperpigmentado de nacimiento (nevo congénito) o que aparece al poco de nacer (nevo semi-congénito o tardío).

Nevo congénito pequeño
Los nevus congénitos de tamaño pequeño tienen un diámetro inferior a 1,5 cm.

Nevo congénito mediano
Los nevus congénitos medianos o intermedios tienen un diámetro entre 1,5 y 10 cm.

Nevo gigante
El nevo gigante es mayor de 10 cm.

Nevo congénito piloso
Los nevus congénitos pilosos presentan pelos largos y gruesos.

Manchas café con leche
Las manchas café con leche son manchas planas de color marrón.

Nevus lentiginoso o moteado de Spilus
El nevus Spilus es una mancha plana de color marrón con pequeños puntos más oscuros en su interior.

Nevus de Ota
El nevus de Ota es una mancha marrón o azulada en la frente, el ojo y la mejilla.

Mancha mongólica
La mancha mongólica es un nevo muy grande de color azul que suele aparecer en los glúteos del bebé.

 

                                                   Tipos de nevus melanocíticos adquiridos

nevus, foto, comúnSi el nevus aparece después de nacer, se trata de un nevus adquirido.
Suele ser de color rosa, marrón o negruzco.
Las personas de piel oscura tienen nevos más oscuros.
El nevo adquirido puede clasificarse en típico y atípico.
El nevus típico está presente en casi todas las personas.
El término atípico se utiliza para indicar cualquier nevo anormal.
Sin embargo, algunos dermatólogos utilizan el término nevo atípico para describir a un nevo con características específicas:

  1. De gran tamaño (>5 mm);
  2. Con bordes irregulares o mal definidos;
  3. Con diferentes tonos de color;
  4. De aspecto lúcido o perlado;
  5. Con elementos planos o elevados;
  6. Este tipo de nevus también se conoce como nevus de Clark.

 

Nevus comunes
Un nevo común es un nevo plano con un color único y uniforme.

Nevus en la piel oscura
En la piel oscura, los nevus suelen ser de color negro.

Nevus atípico
Las personas con muchos nevos atípicos tienen un mayor riesgo de melanoma (nevus maligno)

Nevus displásico
El nevus displásico es un nevo atípico con características microscópicas específicas.

Nevus azul
El nevus azul es un tipo de nevus dérmico pigmentado en profundidad.

Nevus celular
El nevus celular es un nevo cutáneo no pigmentado.

Nevus de Miescher
El nevus de Miescher es un nevo dérmico liso en forma de cúpula que suele aparecer en la cara.

Nevus de Unna
El nevus de Unna es un nevus dérmico papilomatoso con forma de frambuesa.

Nevus de Meyerson
El nevus de Meyerson es un lunar caracterizado por un halo de eczema/dermatitis.

Nevus HaloNevus melanocítico
El nevus halo (o de Sutton) está rodeado por un halo blanco.
Esta mancha desaparece gradualmente al cabo de los años.

Nevo de Spitz
El nevo de Spitz (también llamado nevo de células epitelioides) es de color rosa (Spitz clásico) o marrón (Spitz pigmentado) con forma de cúpula. Suele aparecer en niños o jóvenes.

Nevus de Reed
El nevo de Reed o fusocelular es un nevo de color oscuro, con melanocitos fusiformes verticales. Normalmente aparece en las extremidades.

Nevus recurrente
El nevus recurrente indica la reaparición de pigmentación en una cicatriz tras la extirpación quirúrgica de un lunar.

Nevus agminado
El nevo agminado es el conjunto de nevos similares o pecas.

Nevus acral
El nevus acral indica la aparición de un nevo en la palma de la mano o en la planta del pie.

Nevus en las uñas
Un nevus ungueal provoca una banda longitudinal uniforme de pigmento sobre la uña.

                                                            Otros nevos

El nevus anémico se caracteriza por un color de la piel más claro y aparece principalmente en el torso.

El nevus acrómico es una mancha de la piel caracterizada por la falta de melanina (hipopigmentación).

El nevus blanco esponjoso es una mancha clara, congénita y benigna que puede afectar a las mucosas de la boca y de los genitales.

El nevus flammeus, también llamado mancha vino de Oporto, es un angioma que provoca la formación de una mancha de color púrpura en la cara.

El nevus fibromatoso es una lesión pigmentada benigna (no neoplástica).

El nevus verrugoso presenta una forma casi redonda y una superficie similar a una verruga, su color puede ser de rojo a negro.

El nevus zosteriforme es un grupo de pápulas que se desarrollan a lo largo del curso de un nervio (como el herpes zóster)

El nevus coroideo es un tumor asintomático similar a una placa pigmentada de forma redonda o con bordes visibles.
Puede ser un nevo o un melanoma.

El nevus epidérmico verrugoso inflamatorio lineal (NEVIL) es una placa en forma de línea similar a la lesión cutánea de la psoriasis.
Consta de pápulas escamosas.

El nevus sebáceo de Jadassohon también se llama nevus organoide, ya que puede presentar todos los componentes del órgano de la piel:

  1. Glándulas sebáceas,
  2. Folículos pilosos,
  3. Glándulas apocrinas,
  4. Tejido conectivo.

Se trata de una protuberancia benigna y es una variante del nevus epidérmico.
Generalmente aparece en el cuero cabelludo, pero también puede manifestarse en la cara, el cuello o la frente.

 

¿Cuándo hay que preocuparse?

En los adultos, la alteración de un lunar se debe tener en consideración.
El melanoma maligno es un crecimiento canceroso que se produce en los melanocitos (las células responsables de la pigmentación).
Al principio, un melanoma puede parecer un lunar inofensivo, pero con el tiempo su estructura se vuelve más irregular y tiende a engrosarse; también puede ulcerarse.
Si un lunar cambia de tamaño, forma, color o se desarrolla después de los 30 años, debería ser evaluado por un dermatólogo u otro especialista experto en el reconocimiento de lunares cancerosos.
La observación de una lesión no siempre es suficiente para determinar si es un melanoma, por lo que ante la duda es necesario extirpar el nevo para su examen patológico.
A veces, los nevus cambian por otras razones, como por ejemplo tras una exposición al sol o durante el embarazo.
Pueden engrosarse o volverse más pequeños (desaparecer).
En los jóvenes, pueden desarrollar una mancha blanca antes de desaparecer, lo que se denomina nevus halo.
El melanoma también puede aparecer en las mucosas, como por ejemplo el melanoma vulvar, que aparece en la vulva, pero tiene las mismas características que el melanoma cutáneo.

 

¿Cómo se diagnostica?

Normalmente los nevus se diagnostican clínicamente por su aspecto típico.
Si existen dudas sobre el diagnóstico, es posible extirparlo para la biopsia, aunque las posibilidades de que sea maligno son pocas.
No se recomienda la biopsia parcial, ya que se podría perder una zona de alteración maligna.

 

Extirpación de nevus

Aunque la mayoría de los nevus son inofensivos, pueden ser tratados en los siguientes casos:

  • Posible tumor maligno: un nevus que sangra, tiene una forma inusual, crece rápidamente o cambia de color suele denominarse “patito feo” y puede ser un melanoma.
  • Molestia: un nevus irritado por el roce con la ropa, el peine o el afeitado.
  • Razones estéticas

Biopsia por raspado
Para tratar un lunar que sobresale se realiza una biopsia por raspado. Es necesario adormecer la piel con un anestésico local, a continuación el médico retira la parte en relieve del nevo con un bisturí o mediante electrocirugía.
La herida se cura y deja una marca blanca plana, pero a veces el color sigue siendo el mismo que el del nevus original.
La biopsia por raspado a veces se utiliza para eliminar una placa marrón plana o peca para el examen patológico.
Este procedimiento se denomina cauterización o extirpación tangencial.

Biopsia por escisión
La biopsia por escisión es necesaria si el nevus es plano o si se sospecha de un melanoma.
Se extirpa todo el espesor de la piel y luego se sutura.
Se envía la muestra de tejido al laboratorio para su examen patológico (histológico).
La cicatriz resultante puede ser solo una linea fina, pero a veces es más evidente que el nevus.
Los pelos gruesos que a veces crecen en el nevo se pueden retirar mediante afeitado, electrólisis, láser o extirpación de todo el nevus.