Adenoides en los niños: clasificación, causas y síntomas

La hinchazón (o hipertrofia) de adenoides tiene su origen en una infección o en otros trastornos.
Estos órganos están formados por un tejido linfoide semejante al de los ganglios linfáticos del cuello y de otras zonas del cuerpo:

  • En la garganta
  • Detrás de la cavidad nasal

Las adenoides son tejidos del sistema linfático, igual que las amígdalas. Su función es ayudar al sistema inmunitario a luchar contra las infecciones.

Los niños que siempre están con la boca abierta deben ser visitados por un médico ya que esto puede indicar la inflamación de las adenoides.

Anatomía de las amígdalas y las adenoides

Las amígdalas son dos órganos situados en la parte trasera de la garganta, a ambos lados. En cambio, las adenoides están en la parte superior de la garganta, detrás del velo del paladar.

Existen 4 tipos de amígdalas:

  1. Amígdala lingual – detrás de la lengua
  2. Amígdalas palatinas – son dos amígdalas que se encuentran a los lados de la faringe, se observan al abrir la boca
  3. Amígdalas faríngeas – también llamadas adenoides, en la parte superior de la cavidad nasal
  4. Amígdala tubárica – que se encuentra cerca de la trompa de Eustaquio

anatomía, pulmonar, sinusitis

A diferencia de las amígdalas, las adenoides no son visibles sin instrumentos especiales.
Las adenoides:

  • Alcanzan su volumen máximo en los niños entre los 3 y los 5 años
  • Se reducen gradualmente después de los 7 años de edad

Generalmente, las adenoides desaparecen en los adolescentes.
En los adultos, estos órganos son muy pequeños o inexistentes.

 

Clasificación de la inflamación de las adenoides

La inflamación de las adenoides se clasifica según el grado de obstrucción nasofaríngea:
Grado 0: ninguna obstrucción
Grado 1: obstrucción inferior al 25%
Grado 2: entre el 25% y el 50%
Grado 3: entre el 50% y el 75%
Grado 4: adenoides muy hinchadas y obstrucción total.

 

Causas de la inflamación de adenoides en niños

Las adenoides pueden ser más grandes de lo normal debido a:

  1. Infección bacteriana y viral
  2. Alergia
  3. Inflamación crónica
  4. Carcinoma quístico

Generalmente, si los padres padecen rinitis alérgica, los hijos tienen más probabilidades de padecer adenoides inflamadas.

 

Signos y síntomas de la inflamación de adenoides en niños

  1. Respiración ruidosa
  2. Respiración por la boca, esto favorece el desarrollo de infecciones respiratorias
  3. Voz nasal
  4. Goteo nasal constante
  5. Boca seca
  6. Ronquidos
  7. Mal aliento
  8. Dificultades para dormir
  9. Amígdalas hinchadas
  10. Fiebre
  11. Ganglios linfáticos hinchados
  12. Nariz tapada.

 

Complicaciones de hipertrofia de adenoides

  1. Pérdida de peso/retraso en el crecimiento
  2. Apnea del sueño
  3. Sinusitis
  4. Sordera parcial y temporal debido a una obstrucción de la trompa de Eustaquio
  5. La infección de adenoides puede extenderse al oído y provocar otitis media que puede dañar el oído
  6. Oídos tapados
  7. Laringitis
  8. Tos seca o productiva
  9. Vómito
  10. En los niños, las adenoides pueden provocar el desplazamiento hacia delante de la lengua, la prominencia de los dientes superiores y un alargamiento de cara. La consecuencia es la malaclusión dental.

Relación entre las infecciones de oído y la inflamación de adenoides
En las personas con infección en las adenoides, la alta incidencia de infecciones en el oído medio se debe a la obstrucción de la trompa de Eustaquio. La proximidad de las adenoides a esta estructura explica la relación entre:

  • La inflamación de adenoides
  • Las infecciones de oído

La trompa de Eustaquio es un conducto largo y fino que conecta el oído medio con la faringe.
La apertura de la trompa ayuda a compensar la presión del oído medio con la presión atmosférica.
Además, ayuda a drenar el moco del oído medio.
La inflamación de adenoides puede provocar la obstrucción de la trompa de Eustaquio, cuya consecuencia es la acumulación de líquido infectado en el oído medio.

Las personas que padecen inflamación de adenoides crónica tienen mayor probabilidad de sufrir:

  • Otitis recurrentes
  • Otras infecciones respiratorias

Artículos Relacionados: