Manos frías | causas y remedios

Las manos frías, con aturdimiento, hormigueo y dolor son frecuentes durante el invierno cuando la temperatura es muy baja.

Sin embargo, existen muchas causas que pueden producir este síntoma aunque no haga frío.

Generalmente, la temperatura de la piel es agradable gracias a que la sangre caliente fluye a través de los capilares.

Sin embargo, cuando hace frío, los receptores de la temperatura:

  1. Aprietan los capilares
  2. Desvían el flujo de sangra (y el calor) hacia los órganos internos más importantes: corazón, cerebro, pulmones, etc.

Este proceso se conoce como vasoconstricción.
La prioridad de nuestro organismo consiste en llevar la sangre hasta los órganos vitales, pero esto crea una sensación de frío en las extremidades del cuerpo, como en:

  • Manos
  • Pies
  • Cara

En las mujeres, si el nivel de estrógeno (hormonas femeninas) es alto aumenta la sensibilidad con respecto a la temperatura baja provocando vaso constricción incluso si no está haciendo demasiado frío.
Por lo tanto, las mujeres tienen las manos más frías durante ciertos momentos del ciclo menstrual.

Además, las mujeres tienen una mayor cantidad de grasa corporal respecto a los hombres.
Esta capa de grasa impide que la temperatura de la piel aumente debido a que actúa como material aislante.
Por lo tanto, la temperatura cutánea de las personas con exceso de peso es más baja, aunque la temperatura interna del cuerpo es más alta, con respecto a la de las personas delgadas.

 

Causas de las manos frías

Dieta y alimentación
La alimentación influye mucho en la manera en la que se siente una persona. Así pues, una dieta no saludable (en la comida basura no hay nutrientes y vitaminas necesarias o bien después de perder mucho peso) puede producir:

La sensación de frío puede ser normal, especialmente si se manifiesta en las mañanas.
Esto se debe a que transcurre mucho tiempo entre la cena de la noche anterior y el desayuno del día siguiente, por lo tanto, el estómago está vacío en la mañana.

Desequilibrio hormonal
Cuando una mujer está en menopausia o embarazada, se producen muchos desequilibrios hormonales en el cuerpo.
Cuando los niveles de estrógenos suben, pueden que haya muchos síntomas como las manos frías.
Es un mecanismo del cuerpo para proteger al niño que se produce sobre todo durante:

Tener un peso normal
Cuando una persona come, el cuerpo envía sangre hacia el estómago para ayudar la digestión.
Esto hace que las demás partes del cuerpo se queden con menos sangre. Así pues, el cuerpo está frío. Además, si un individuo tiene un peso demasiado bajo, percibe estos cambios de temperatura más que los demás.

Presión sanguínea
Las personas que sufren de presión sanguínea baja suelen estar afectadas por manos y pies fríos.
Si un individuo tiene una presión sanguínea baja, sólo una pequeña cantidad de sangre llega a manos y pies.
Por lo tanto, estos individuos están más predispuesto al frío con respecto a los demás.

Medicamentos
Si un individuo toma medicamentos, por ejemplo los betabloqueantes, éstos pueden producir efectos adversos como la sensación de frío.

Problemas en la tiroides
Si la sensación de frío está acompañada por un rápido aumento de peso que ni siquiera la actividad física y una dieta adecuada logran controlar, puede que el individuo esté afectado por un problema en la tiroides.

Este problema:

  • Hace que el metabolismo sea más lento
  • Puede provocar manos frías y piel seca acompañadas por un color más blanco

Fenómeno de Raynaud
Los individuos afectados por esta enfermedad suelen tener manos y pies muy fríos. Cuando un individuo normal se encuentra en una situación con una temperatura muy baja, la sangre se dirige hacia los órganos internos para mantenerlos en calor.

En las personas afectadas por el fenómeno de Raynaud, e frío y el estrés pueden provocar un vasoespasmo, es decir que las arterias se contraen y disminuye la circulación de sangre en los dedos:

  • De las manos
  • De los pies

Este fenómeno también puede provocar:

  • Dolor
  • Hormigueo

Insomnio
Según un estudio científico, la disminución de las horas de sueño afecta a la coordinación entre:

  • Alteraciones del flujo sanguíneo en la piel
  • Regulación cardiovascular que impide la acumulación de sangre en las extremidades inferiores cuando la persona se encuentra en posición erguida.
    Esto hace que las manos estén frías.

Fuente: Romeijn N; Verweij IM; Koeleman A; Mooij A; Steimke R; Vikkala J; van der Werg Y; Van Someren EJW. Cold hands, warm feet: sleep deprivation disrupts thermoregulation and its association with vigilanceSLEEP 2012;35(12):1673-1683

 

Manos frías y ratón del ordenador

Muchas personas se dan cuenta de que por lo menos una mano se hace fría al trabajar delante de un ordenador o al conducir.
Los que pasan muchas horas delante de la pantalla pueden tener la mano con la que utilizan el ratón más fría que la otra.
Algunos médicos hablan del estrés producido por el exceso de trabajo delante del ordenador aunque también puede depender de la posición incorrecta de:

  • Brazo
  • Muñeca

Según Kagaya A, Ogita F. (Research Institute of Physical Fitness, Japan Women’s College of Physical Education, Tokyo), el flujo de sangre disminuye durante las contracciones musculares. Mientras que en la fase de relajación muscular la circulación aumenta.
En las personas que trabajan con el ordenador, los músculos de las extremidades superiores permanecer contraído por mucho tiempo, especialmente en la muñeca. Por consiguiente, disminuye el flujo de sangre hacia los dedos, que se ponen fríos.
Para solucionar este problema, es posible:

  • Concentrarse en relajar los músculos
  • Utilizar instrumentos para mejorar la postura para trabajar en el ordenador, por ejemplo optando por una alfombrilla de ratón ratón ergonómico.

 

Manos siempre frías

La mayoría de las veces, las manos y los pies fríos dependen de problemas en la circulación que- a su vez- son el síntoma de otra enfermedad. Cuando hace frío, el cuerpo reacciona cambiando el flujo sanguíneo para que haya calor en los órganos importantes.

 

Causas de las manos siempre frías con hormigueo

Síndrome de Raynaud
Cuando el flujo normal de sangre disminuye debido a algunas razones, puede que se perciban manos frías.
Pueden ser un síntoma del fenómeno de Raynaud. Si el individuo está afectado por esta enfermedad, si hay una pequeña disminución de la temperatura o si se toca un objeto frío, las arterias de los dedos se contraen de manera anormal.
Por consiguiente, hay una disminución del flujo sanguíneo y, por tanto, los dedos se hacen fríos. Hay un aturdimiento de las manos y puede que el color de la piel cambie. Las mujeres están más predispuestas a sufrir del síndrome de Raynaud.

Fexores de los dedos, tendones

 

Congelación
Cuando se perciben los síntomas de las manos frías después de exponerse a una temperatura demasiado baja sin llevar guantes, puede que el individuo esté afectado por sabañones.
Esto se puede percibir a través de:

  • Color de la piel (que suele hacerse azul, negra o gris)
  • Cutis que se hace dura
  • Formación de ampollas

El individuo también percibe dolor y hormigueo.
Sin embargo, si la exposición a una temperatura fría resulta prolongada, los vasos sanguíneos podrían estar afectados.

Ansiedad y estrés
El estrés mental también puede producir esta enfermedad.

Cuando hay demasiado estrés, el sistema nervioso reacciona a través de la compresión de los vasos sanguíneos que se encuentran en las extremidades del cuerpo.
Los individuos con ataques de pánico frecuentes, suelen tener las manos frías y sudadas, en verano también.
El ataque de pánico puede confundirse con un infarto porque el latido cardíaco resulta acelerado, pero son dos cosas muy diferentes.
En algunos casos, podemos sentir calor en la cara, un ataque de calor debido a la emoción y a la ansiedad, por ejemplo, a la hora de hablar delante de un público.
La ansiedad también puede producir:

Al hablar de manos frías y corazón caliente, nos referimos a un chico enamorado porque la emoción produce este síntoma.

Diabetes
Los pacientes con diabetes mellitus sufren de una lesión nerviosa llamada neuropatía periférica que hace que el frío en las extremidades del cuerpo aumente.

En esta enfermedad, además de manos y pies fríos, se percibe:

  • Sensación de hormigueo
  • Picor
  • Aturdimiento en los dedos

Problemas de circulación
Estos síntomas pueden indicar la presencia de un problema en la circulación sanguínea.
La enfermedad vascular periférica que produce obstrucciones en las arterias suele llevar a esta enfermedad.
Las personas que fuman tienen un riesgo más alto de estar afectados por problemas en la circulación sanguínea porque los vasos sanguíneos se comprimen.

Otras causas de las manos frías
Otras causas son:

 

Sentir la mano fría después de comer

Algunos médicos asocian esta sensación a:

Otros creen que una dieta pobre en carbohidratos es lo que produce la sensación de frío después de comer.
El estrés también desempeña un papel importante.
La mayoría de los médicos afirma que la sangre se concentra en el proceso de digestión.
Esto no permite el aporte de sangre hacia las extremidades y el cerebro.

 

Manos y pies fríos en el recién nacido

Antes de cubrir al recién nacido con una manta, hay que tocarle la espalda.
Si el niño está caliente y si el color de la piel es rosa, no tiene frío. Como el sistema circulatorio del recién nacido aún tiene que desarrollarse por completo, la sangre va hacia los órganos y los aparatos más importantes del cuerpo
Las manos y los pies son la última parte del cuerpo que recibe un buen aporte de sangre.
La circulación puede tardar hasta tres meses para adaptarse a la vida fuera del útero.

 

¿Qué hace que los dedos se hagan de color morado?

Normalmente, el color rojo intenso de la sangre oxigenada que pasa por debajo de la piel hace que la piel sea de color rosa o rojiza, sobre todo, alrededor de las yemas de los dedos.
La piel pálida puede indicar una pérdida de sangre. Al contrario, el cutis azulado o morado puede deberse a falta de oxígeno en el cuerpo.
Los dedos de color morado o azulado pueden depender de:

  • Cianosis
  • Fenómeno de Raynaud
  • Otras enfermedades

Sangre oxigenada
La sangre oxigenada hace que la piel sea de color rosa.
La sangre desoxigenada viaja hacia el corazón y los pulmones a través de las venas.
Esta sangre no tiene oxígeno, resulta más oscura y puede hacer que la piel aparezca azulada o morada.

Cianosis
Aunque el color oscuro de la sangre desoxigenada es normal cuando ésta viaja hacia los pulmones para recibir más oxígeno, las regiones de color morado o azulado pueden indicar la presencia de una enfermedad llamada cianosis.
La cianosis periférica produce dedos de color morado y uñas de color azul. Al contrario, la cianosis central provoca palidez en:

  • Cabeza
  • Boca
  • Labios
  • Pecho

La cantidad de oxígeno llevada por las células de la sangre puede estar afectada por:

  • Coágulos en las arterias
  • Enfermedades en los pulmones
  • Enfermedades o trastornos cardíacos
  • Exposición a aire o agua fríos
  • Altitud

 

Remedios caseros para las manos frías

La alimentación es fundamental para mejorar la circulación y para adelgazar.

Según varias teorías de medicina natural, los cereales (arroz, pasta, pan, pizza, mijo, etc.) son los principales responsables de:

Por lo tanto, se recomienda reemplazar los cereales, por:

  • Legumbres (garbanzos, arvejas, lentejas, etc.)
  • Pseudocereales (quinoa, amaranto)

El ejercicio (sobre todo el entrenamiento cardiovascular) produce ventajas para los capilares y mejora el flujo sanguíneo.
Según los médicos, la natación es el deporte ideal en este caso.
Algunos corredores perciben mucho frío en las manos al correr en invierno.

Se aconseja aplicarse una crema para calentar, como una crema con garra del diablo o el bálsamo de tigre y, después, colocarse guantes aislantes.
Hay que masajear las manos y los pies apenas se perciba la sensación de frío.
Para calentar las extremidades, se pueden realizar masajes con lociones, pimienta negra, jengibre y canela.

Otro remedio casero eficaz para que se mantener una temperatura adecuada del cuerpo consiste en lavarse manos y pies con agua caliente para luego cubrirlos con una toalla de esponja antes de ir a la cama.