Manchas en la lengua

 

Las manchas en la lengua suelen ser de color blanco o rojo. Pueden ser un signo inofensivo de deshidratación o ser consecuencia de una enfermedad grave.

Causas de las manchas blancas en la lengua

Muguet

La candidiasis bucal (o muguet) es una enfermedad que tiene su origen en el hongo Candida albicans.

La lengua se vuelve blanca con manchas similares al requesón, difíciles de eliminar con el cepillado.
La eliminación de las manchas con fuerza, puede provocar sangrado en la lengua.
La infección afecta principalmente a la lengua, pero también puede extenderse a las mejillas, paladar, amígdalas y otras partes de la cavidad oral.
La infección por Candida también puede contagiar a los bebés, en caso de infección del canal del parto durante el embarazo (candidiasis vaginal).
En este caso, se debe suspender la lactancia materna durante el tratamiento de la infección con cremas antifúngicas.

Tratamiento y remedios naturales: en la mayoría de los casos, mantener una correcta higiene oral es un buen remedio.
Otros remedios caseros eficaces consisten en hacer gárgaras con una solución salina tibia, tomar pastillas o aplicar cremas anti-hongos.
Se recomienda tomar suplementos probióticos o yogur.
Si la candidiasis oral afecta a niños, es importante lavar con frecuencia chupetes y biberones.
La dieta para la candidiasis oral debe incluir los siguientes alimentos: yogur, ajo y aceite de clavo.

Liquen plano oral
Se trata de una enfermedad que afecta principalmente a las personas de mediana edad y se caracteriza por manchas blancas en la lengua, dientes y encías.
Las manchas pueden presentarse en forma de pequeños puntos, líneas o telarañas.
En algunos casos el liquen plano puede provocar úlceras en la lengua y la boca.
El liquen plano oral puede ser consecuencia de un cambio en la dieta o en el estilo de vida.
Es una enfermedad crónica que provoca la formación de manchas blancas que aparecen de forma intermitente.

Algunos profesionales sanitarios informan de que el estrés y los alimentos picantes pueden provocar una agudización de la enfermedad.
Tratamiento: En la mayoría de los casos, la enfermedad desaparece por sí sola sin intervención médica. Solo se requiere una correcta higiene oral y la abstención del consumo de alcohol y tabaco.
Los profesionales sanitarios también recomiendan una correcta gestión del estrés y que se eviten alimentos picantes.

Sífilis
La sífilis es una enfermedad de transmisión sexual que afecta especialmente a las personas que tienen relaciones orales sin protección con una pareja infectada.
La lesión primaria puede aparecer entre 10 y 90 días después de la exposición al virus. Se manifiesta mediante la formación de una pequeña úlcera oral indolora acompañada de manchas amarillentas o blancas en la boca y la lengua.
Tratamiento: se recomienda consultar con un médico para controlar los síntomas mediante el uso de un antibiótico, como por ejemplo la penicilina oral.

Cáncer de boca
Los cánceres de boca pueden manifestarse con manchas en la boca o la lengua.
Entre los síntomas de la neoplasia se encuentran la formación de una masa, pérdida de peso, dolor, sangrado frecuente y dificultad para masticar, tragar o hablar.

En la mayoría de los casos, la enfermedad tiene su origen en el tabaquismo.
Otros factores de riesgo incluyen los antecedentes familiares, abuso de alcohol y otras enfermedades que afectan al sistema inmunitario, como por ejemplo el SIDA.
Tratamiento: se recomienda acudir inmediatamente al médico si se aprecian síntomas tales como pérdida de peso inexplicable, sangrado frecuente de la boca sin una enfermedad gingival subyacente, progresiva disminución de voz o ronquera.

Leucoplasia
La leucoplasia es una enfermedad leve que suele afectar a los fumadores, provocando la formación de manchas blancas.
Puede tener su origen en otras enfermedades inflamatorias o autoinmunes de la lengua. Por lo general, las manchas no desaparecen al cepillarse los dientes.
Aunque en las etapas iniciales no es grave, si no se trata correctamente puede convertirse en una enfermedad precancerosa debido al crecimiento anormal de las células.
Tratamiento: Se recomienda informar al médico sobre la formación de estas manchas, mantener una correcta higiene oral y evitar sustancias irritantes.

Otras causas
Entre las causas que provocan manchas blancas en la lengua, también se encuentra la infección por Streptococcus pyogenes.
Esta infección bacteriana puede ir acompañada de dolor de garganta, manchas blancas en la lengua roja o manchas rojas en la lengua blanca.
Al fin de evitar complicaciones tales como fiebre reumática o glomerulonefritis estreptocócica inducida, se recomienda tratar de inmediato todos los casos de dolor de garganta.
Otras causas comunes incluyen la deshidratación, el hecho de no beber lo suficiente, el abuso de alcohol y el consumo de ciertos antibióticos.
La mayoría de las personas que toman esteroides mediante el uso de inhaladores están predispuestas a desarrollar manchas blancas en la lengua debido a posibles infecciones por hongos (comunes en pacientes inmunocomprometidos o con asma).

 

Tratamiento para las manchas blancas en la lengua

Beber mucha agua y mantener una correcta hidratación contribuye a eliminar las manchas blancas temporales.
Sin embargo, si las manchas no desaparecen al cabo de 2 semanas o si van acompañadas de dolor en la lengua, hinchazón o molestia, es necesario acudir al médico.

Higiene diaria con agua potable
Cuando se presentan manchas, lo primero que hacer es limpiar la boca.
Cepillar suavemente los dientes y la lengua con un raspador para eliminar los residuos.
Beber mucha agua ayuda a eliminar cualquier residuo presente en la boca y también es de utilidad para mantenerse hidratado, lo que contribuye a eliminar las manchas en la lengua.

 

                                       Manchas rojas en la lengua

¿Cuáles son las causas de la formación de manchas rojas en la lengua?

La causa principal es la deficiencia de vitamina B12.
El remedio más eficaz consiste en comer de forma diaria alimentos ricos en vitaminas, como por ejemplo los cítricos.
También existen otras causas de las manchas rojas en la lengua.
La escarlatina es una enfermedad que puede provocar manchas rojas en la lengua.
El asma es otra causa de la alteración del color. Las manchas rojas producidas por el asma se deben a la reacción del sistema respiratorio a los alérgenos.
No existe una cura definitiva para el asma. Solo se requiere evitar el contacto con los alérgenos y utilizar un inhalador.

El asma provoca una inflamación pulmonar crónica y manchas rojas en la lengua.
Por suerte, existen varios medicamentos que pueden ayudar a controlar los efectos de esta enfermedad.
Entre las causas de las manchas rojas en la lengua, también se encuentran el cáncer, las infecciones y el acné.
Además, existen otras muchas causas menores, incluyendo trastornos digestivos y enfermedades de transmisión sexual.
La mayoría de las enfermedades respiratorias y digestivas provocan el enrojecimiento de la lengua debido a que este órgano está estrechamente vinculado a estos aparatos.
Las manchas en la lengua tienen su origen en el calor excesivo, un trauma físico o una hemorragia.
La alteración del color de la lengua también puede producirse tras comer alimentos picantes o beber mucho alcohol.

 

                                                    Mancha violácea en la lengua


Una mancha violácea en la lengua puede originarse por un trauma, como por ejemplo una mordedura.
La lengua es un órgano muy vascularizado, por lo que es fácil provocar un hematoma.
Si el paciente sigue un tratamiento con medicamentos anticoagulantes tales como Aldocumar, el sangrado es más probable.

 

 

manchas en la lenguaLengua geográfica

La lengua geográfica es una enfermedad inofensiva que afecta a la superficie de la lengua. En condiciones normales, la lengua está cubierta de pequeñas estructuras de color blanco-rosado denominadas papilas. Estas estructuras son cortas y delgadas como un cabello.

En el caso de la lengua geográfica, las manchas en la superficie de la lengua se deben a la falta de papilas.
Este trastorno provoca la formación de “islas” lisas y rojas, cuyos bordes suelen estar en relieve.
Estas alteraciones de la lengua provocan un aspecto similar a un mapa.
Por lo general, las manchas desaparecen en una zona y se mueven (migran) desde la punta hacia el centro o los lados de la lengua.

Causas
Las causas concretas de la lengua geográfica se desconocen.
Puede deberse a una deficiencia de vitamina b o a una irritación por alimentos calientes y picantes o por alcohol.
La enfermedad parece ser menos frecuente en los fumadores. El aspecto de la lengua puede cambiar de forma muy rápida. Las zonas planas pueden permanecer así durante más de un mes.

Síntomas de la lengua geográfica

  1. La superficie de la lengua parece un mapa;
  2. Las manchas se mueven de día a día;
  3. Zonas lisas, de color rojo o rosa;
  4. Cortes en la lengua;
  5. Ardor en la lengua en caso de glositis migratoria;
  6. Dolor ardiente.

Diagnóstico
Es necesario acudir al médico o al dentista para descartar la presencia de una enfermedad grave.
En la mayoría de los casos, el médico diagnostica la lengua geográfica mediante la descripción de los síntomas, la evaluación de la boca y de la lengua.
Puede que sea necesario un examen para descartar otras enfermedades.

Tratamiento para la lengua geográfica
En la mayoría de los casos el trastorno desaparece sin tratamiento.
En caso de dolor grave y persistente, los medicamentos pueden ser de gran ayuda.
El médico o dentista puede recetar medicamentos para tratar la estomatitis, como por ejemplo:

  • Analgésicos sin prescripción médica,
  • Antiinflamatorios,
  • Gárgaras con anestésicos,
  • Aplicación tópica de corticoides sobre la lengua,
  • Suplementos de zinc.

Remedios naturales
Para aliviar los síntomas, se deben evitar las siguientes sustancias:

  • Tabaco;
  • Alimentos calientes, picantes, ácidos, salados o fruta seca;
  • Pasta de dientes con aditivos o agentes blanqueadores (se recomienda optar por una pasta de dientes específica para dientes sensibles).