Urticaria y picor en los niños

 

La urticaria es una alergia de la piel que provoca manchas o placas rojas muy pruriginosas en el cuerpo.
La hinchazón y el picor originados por la urticaria pueden llegar a ser muy graves.
La característica que la distingue de otras enfermedades de la piel es la formación de ronchas rojas en la superficie de la piel.
No se trata de granos o ampollas, sino de manchas rojas en relieve con bordes irregulares.


Urticaria, picor, niños
Cuando un alérgeno entra en contacto con la piel, el cuerpo libera histamina en el flujo sanguíneo causando hinchazón, enrojecimiento y picor.

¿Cuáles son las causas de la urticaria?

Existen dos tipos diferentes de urticaria: aguda y crónica.

La urticaria aguda suele tener su origen en una alergia alimentaria, en la picadura de mosquitos, en el contacto con una sustancia (por ejemplo el níquel) o en un medicamento (por ejemplo el paracetamol) y puede durar desde unas horas hasta aproximadamente seis semanas.

Urticaria crónica
La urticaria crónica puede aparecer cuando el sistema inmunológico ataca a sus propios tejidos, provocando una reacción autoinmune.
Los anticuerpos (proteínas que normalmente combaten las bacterias y los virus) provocan la liberación de histamina, una sustancia que causa urticaria.

La erupción cutánea puede ser localizada o aparecer en cualquier parte del cuerpo, desde el cuello hasta las rodillas.
En muy pocas ocasiones afecta a las manos, los pies y la cara, a diferencia del angioedema.
Se estima que entre un tercio y la mitad de todos los casos de urticaria crónica son de origen autoinmune.
La causa de la urticaria autoinmune es desconocida; sin embargo, suele aparecer junto con otras enfermedades autoinmunes, como por ejemplo:

  1. Artritis reumatoide – el sistema inmunológico ataca a las articulaciones;
  2. Lupus – el sistema inmunológico ataca a las articulaciones y a la piel provocando cansancio;
  3. Enfermedad celíaca – intolerancia al gluten.

En algunos casos, la urticaria crónica también puede aparecer por otras infecciones (por ejemplo helicobacter), hipertiroidismo (hiperactividad de la glándula tiroides), hipotiroidismo, hepatitis B o C (infección del hígado), parásitos intestinales y enfermedades crónicas.
La urticaria crónica suele desaparecer y reaparecer.

Otros tipos de urticaria

  1. Urticaria facticia (también conocida como dermografismo): se caracteriza por llagas y picor que pueden aparecer tras una ligera presión, frotamiento o rascado de la piel.
  2. Urticaria colinérgica: se produce debido al aumento de la temperatura corporal, ya sea por actividad física, por una ducha caliente o por estrés.
  3. Urticaria gigante: se produce cuando la zona afectada es muy amplia.
  4. Urticaria pigmentosa: suele aparecer en niños y afecta principalmente a las extremidades superiores e inferiores y al tronco. Entre otros síntomas, provoca taquicardia, diarrea y dolor de cabeza.
  5. Urticaria vasculitis (UV): se trata de un subtipo caracterizado por ronchas de forma extraña.
  6. Urticaria física acuagénica: se trata de una forma rara provocada por la exposición al agua a cualquier temperatura.
    El sudor, las lágrimas y el agua del mar pueden dar lugar a la formación de ronchas.

Factores que provocan la secreción de histamina

La histamina está presente en los mastocitos de la piel.
¿Cuáles son los factores que provocan la liberación de histamina en la piel?
El estrés, la exposición al sol o al frío y los factores indicados a continuación pueden causar urticaria:

Alimentos
Comer pescado, especialmente marisco, puede provocar erupciones en la piel tales como la urticaria.
Las nueces, los huevos, la leche y las fresas son algunos de los alimentos que pueden desencadenar la liberación de histamina y causar urticaria.

Medicamentos
El cuerpo puede reaccionar a la ingesta de ciertos medicamentos durante mucho tiempo, como antibióticos o antiinflamatorios no esteroideos, liberando histamina.

Picadura de insectos
Una reacción alérgica a la picadura de un insecto puede provocar una hinchazón muy fuerte.
Tanto si se trata de la picadura de un mosquito o de una araña, la piel sensible reacciona liberando histamina y provoca urticaria.

Virus y bacterias
La exposición a algunos virus o bacterias puede provocar una erupción cutánea generalizada. Es posible que aparezcan placas rojizas en cualquier parte del cuerpo.

Enfermedades de la tiroides
La glándula tiroides se localiza en el cuello y produce hormonas que regulan el metabolismo del cuerpo.
El mal funcionamiento de la tiroides puede dar lugar a una producción de hormonas tiroideas en exceso o insuficiente.
Estos problemas en el funcionamiento de la glándula tiroides pueden provocar síntomas en la piel, tales como la urticaria.

¿La urticaria es contagiosa?

No, la urticaria no es contagiosa ni infecciosa.
El problema de la urticaria no es el contagio entre personas.
Asimismo, si una mujer padece urticaria durante el embarazo, el bebé no se verá afectado.

Si la urticaria es la única reacción del cuerpo, no hay que preocuparse demasiado, ya que no es peligrosa.

Signos y síntomas de la urticaria

La urticaria se manifiesta con manchas rojas en relieve o ronchas.
Los síntomas principales son picor y ardor en la piel.
Este tipo de erupción cutánea puede empeorar y propagarse a otras zonas del cuerpo.
La urticaria puede ser pequeña como un punto o grande como una moneda.
Generalmente, las manchas desaparecen en un par de horas. Sin embargo, la urticaria crónica puede durar más de seis semanas.

El diagnóstico diferencial
El médico debe descartar otras enfermedades de la piel, como:

Urticaria colinérgica

La urticaria colinérgica es un subtipo de urticaria provocado por una reacción del cuerpo al calor o a la secreción de sudor.
Los síntomas también pueden aparecer después de una ducha caliente, una comida picante, un esfuerzo o por el estrés.
Las personas que padecen esta enfermedad tienen una erupción cutánea debida a estas razones y no presentan otros síntomas.

 

Urticaria y picor en los niñosCausas de la urticaria colinérgica
Cuando el hipotálamo en el cerebro detecta un aumento de la temperatura corporal, envía un impulso a las neuronas, que activan las glándulas sudoríparas.
Las neuronas liberan un neurotransmisor llamado acetilcolina que estimula la liberación de histamina y heparina por parte de los mastocitos de la piel (degranulación de los mastocitos).
Esta rápida degranulación conduce a la liberación generalizada de histamina en el cuerpo, cerca de las glándulas sudoríparas.
La histamina activa una respuesta inflamatoria en los tejidos circundantes provocando picor y enrojecimiento.
Lo extraño es que cuando las glándulas sudoríparas liberan el sudor (algo difícil para una persona que sufre de urticaria colinérgica) la reacción cutánea se interrumpe.

Urticaria por estrés

El estrés crónico y el nerviosismo pueden desencadenar un brote de urticaria psicosomática. Cuando nos encontramos bajo estrés crónico o ansiedad, el cuerpo secreta niveles más elevados de cortisol y adrenalina (hormonas del estrés).
Esto ayuda a controlar una situación estresante.
Ahora bien, si el cuerpo se encuentra constantemente en estado de estrés y libera continuamente estas hormonas en el flujo sanguíneo, se produce un desequilibrio hormonal.
La adrenalina y el cortisol se combinan con los mastocitos de la piel para producir histamina.
El cuerpo reacciona al estrés constante mediante la producción de histamina, provocando un episodio de urticaria.
Los elevados niveles de cortisol en el cuerpo provocan una reacción alérgica de la piel como la urticaria y también pueden retrasar la curación.

¿Cómo tratar la urticaria provocada por el estrés?
La mejor forma de tratar la urticaria por estrés es aprender algunas técnicas de relajación que ayudan a reducir el estrés.

El yoga, la meditación y la práctica regular de algún ejercicio físico contribuyen a reducir el estrés.
Muchas personas asocian las vacaciones a la ausencia de estrés, aunque a veces sucede lo contrario: la organización de las vacaciones y las actividades programadas pueden aumentar la tensión emocional.
En algunos casos sería más conveniente emplear el dinero de las vacaciones en solicitar ayuda a otras personas para reducir las actividades a lo largo del año (por ejemplo las tareas domésticas).
Los fármacos antihistamínicos, la calamina en polvo y la leche de magnesia contribuyen a reducir la hinchazón y el picor que suelen caracterizar a la urticaria.

Urticaria en los niños

Causas de la urticaria en los niños
La urticaria es una enfermedad que puede afectar a cualquier persona, si bien es más evidente en los niños, pues su sistema inmunológico está poco desarrollado.
Se trata de una enfermedad caracterizada por erupciones cutáneas pruriginosas que aparecen por todo el cuerpo.
Suele desaparecer por sí sola, pero en algunos casos se requiere un control médico.
Los niños desarrollan urticaria con facilidad.
Naturalmente, la enfermedad no se puede tratar ni prevenir hasta que no se conozca su causa.

Causas de la urticaria

La urticaria se origina por la liberación de histamina tras una reacción de hipersensibilidad.
El síntoma más frecuente es la aparición de pequeñas manchas rojas en todo el cuerpo.
En ocasiones, la erupción cutánea desaparece en una zona del cuerpo y aparece en otra.
Las causas de la urticaria en los niños pueden variar y puede ser un efecto secundario de enfermedades más graves.

Reacciones alérgicas: por lo general, la urticaria es consecuencia de una reacción alérgica que experimenta el niño.
Las alergias provocadas por el polen, el polvo, el pelo de animal, ciertos conservantes y colorantes, los frutos secos, el pescado, los huevos, la leche, etc, pueden manifestarse en forma de urticaria.
La urticaria también puede aparecer cuando los niños utilizan ropa demasiado ajustada o fabricada con materiales irritantes como el poliéster.

Infecciones: las infecciones provocadas por bacterias, virus y otros microorganismos parásitos pueden causar urticaria en los niños.
El resfriado también puede provocar urticaria.
planta, ortiga

Picaduras de ortiga
La ortiga es un grupo de plantas que se distingue de otras especies por tener pelos en las hojas.
Las plantas de ortiga tienen pelos urticantes.
Tocar estas hojas da lugar a una irritación grave de la piel.

Reacción a medicamentos
Algunos tipos de medicamentos, como el ibuprofeno, pueden causar urticaria como efecto secundario en los niños.
Sin embargo, la urticaria también puede producirse si el cuerpo del niño no tolera un tipo de medicamento.

Cambios de temperatura
Los niños pueden desarrollar urticaria cuando se exponen a cambios bruscos de temperatura.
Pasar de un lugar frío a uno más cálido y viceversa es una causa muy frecuente de urticaria.
Del mismo modo, la exposición prolongada a la luz solar o al frío pueden provocar urticaria en los niños.

Estrés: no todo el mundo es consciente de que los niños también pueden sufrir urticaria debido al estrés.

En muy pocas ocasiones, la urticaria tiene su origen en una enfermedad grave como la leucemia o el linfoma.
Esto sucede porque el sistema inmunológico se encuentra debilitado en presencia de estas enfermedades.
Por último, puede que la enfermedad sea simplemente una urticaria idiopática, es decir que se desconozca su causa.
En estos casos, la enfermedad suele desaparecer por sí sola.

Tratamiento para la urticaria

Entre los fármacos recomendados por las directrices para el tratamiento de la urticaria, se encuentran los medicamentos de cortisona (por ejemplo Celestone o Urbason) y las cremas que contienen difenhidramina y pramoxina.

El mejor tratamiento para esta enfermedad es reconocer y evitar los factores que la desencadenan.

Como se menciona anteriormente, la urticaria suele desaparecer por sí sola. Sin embargo, si reaparece muy a menudo, se debe consultar a un médico quien, antes de recetar el tratamiento adecuado, realiza algunas pruebas para determinar la causa de la enfermedad.
El tratamiento incluye antihistamínicos para reducir la erupción cutánea. También es necesario dejar de consumir los alimentos que desencadenan la urticaria.
Hay que tomar nota de lo que el niño realizó y comió el día en que se produjo la reacción.
Poco a poco, se pueden reducir las causas reales y actuar en consecuencia.

Si la urticaria es idiopática, se pueden administrar antihistamínicos naturales para la urticaria, como la aplicación tópica de gel de áloe vera o leche de magnesia, el ribes nigrum, la equinácea y el aceite de vitamina E.
También es esencial una dieta saludable con nutrientes que mejoren la eficacia del sistema inmunológico.
La sustancia más importante que debe incluirse en la dieta es la vitamina C.

Algunos remedios caseros simples, como una ducha tibia o fría, pueden aliviar el picor y la sensación de ardor provocadas por esta enfermedad.
Las cremas y lociones con mentol o alcanfor también pueden reducir la molestia.

Salicilatos
Los salicilatos son compuestos naturales similares a la aspirina que se encuentran en diferentes alimentos de origen vegetal.
Se puede tratar de reducir el consumo de estos alimentos, si bien no se pueden evitar por completo.
Los alimentos que contienen salicilatos son:

  • Tomates
  • Especias
  • Zumo de naranja
  • Frambuesas
  • Té.

¿Cuánto tiempo dura la urticaria? Pronóstico

La urticaria suele mejorar con el tiempo y por lo general es mucho menos molesta después de 2-5 años.

Sin embargo, no se puede predecir cuándo desaparecerá.
En muchos casos, evitar las sustancias que la provocan y/o la ingesta de antihistamínicos permiten controlar la enfermedad.